Google Fiber se va a la alacena para enfocarse en conexiones inalámbricas

Google Fiber se va a la alacena para enfocarse en conexiones inalámbricas

Google Fiber entra a un periodo de seria reestructuración para cambiar su enfoque.

Luego de un periodo de infamia hace un par de años, por el envío inesperado de algunas multas a usuarios sospechosos de practicar el viejo arte de la piratería digital. Google Fiber ha entrado a una etapa sorpresiva de cambios, en donde parece que dejarán de lado la esencia de su proyecto, para enfocarse en tecnología más inalámbrica.

De acuerdo con un reportaje exclusivo de Wired, durante las últimas semanas se han aplicado varios movimientos drásticos al interior de Alphabet, cambiando a cientos de empleados de Google Fiber a otros proyectos, a la par que han contratado un nuevo CEO para Access, la compañía responsable del proyecto Fiber, especializado en servicios de conexión de banda ancha.

La afirmación de la publicación, sustentada por otros reportes previos, es que Google Fiber estaría gastando miles de millones de dólares instalando la red física de cables de fibra óptica para generar la infraestructura necesaria que logre su velocidad de conexión prometida.

Ese gasto constante habría sido el motivo para suspender su programa de expansión de cobertura en octubre de 2016, y también sería la causa por la que ahora buscan reestructurarse para que su conexión sea ahora inalámbrica y más barata.

Ahora el rumor es que Google Fiber usaría la tecnología de Webpass, una compañía adquirida por Access el año pasado, y que se especializa en infraestructura de conexión inalámbrica mediante antenas, como la vía para continuar con el proyecto.

En todo caso, el futuro de Google Fiber luce incierto.

Sígannos y comenten en Facebook.