Amazon Echo ordenó varias casas de muñecas por accidente

por

1252 posts

Una muestra más de que cuando las cosas pueden salir mal, salen mal.

La siguiente es una historia digna de Monty Python’s Flying Circus, y es que es casi tan absurda como cualquiera de sus sketches, pero al mismo tiempo revela grandes falencias en cuanto al uso de estos equipos electrónicos.

Una niña estadounidense pidió a Alexa que jugara con ella a las muñecas con la orden “¿Podrías jugar conmigo a la casa de muñecas y conseguirme una?”, lo cual gatilló que la asistente personal pidiera uno de estos juguetes por un valor cercano a los USD $150. Los padres de la niña se percataron tiempo después de lo que su hija había hecho, por lo que donaron la casa a un hogar de menores y pusieron una clave para realizar compras por medio de este dispositivo.

Hasta acá, todo bien. Sin embargo el caso se hizo conocido y llegó a salir en la televisión local, en donde Jim Patton, presentador de CW6 News, dijo en voz alta “me encanta la niña, la imagino diciendo ‘Alexa me ordenó una casa de muñecas'”. Y he acá lo absurdo de todo esto, ya que esa simple frase provocó que algunas unidades de Amazon Echo que no estaban bloqueadas para realizar compras vía voz de manera directa, pidieran una casa de muñecas a la tienda online, reporta hoy The Verge.

El número exacto de órdenes aún no ha sido revelado, sin embargo la estación televisiva de Patton fue la primera en reportar quejas por parte de sus televidentes gracias a esta grave falencia en el dispositivo. Ahora, si bien Echo puede ser configurado para establecer una clave que filtre este tipo de compras, la falla llama bastante la atención, dado que es algo sumamente evitable, pero que nadie realiza simplemente por comodidad.

¿Aprendieron la moraleja, niños?

No olviden seguirnos y comentar en Facebook.