Se colapsa el mercado de recargas de prepago en México

Se colapsa el mercado de recargas de prepago en México

En México los esquemas de prepago son cada vez menos recurrentes entre los usuarios de telefonía móvil.

Gracias a las reformas impuestas por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) México pasa por uno de sus mejores momentos en el desarrollo de infraestructura para servicios de telefonía celular. La banda 5G ya está preparando su camino y todo parece indicar que los usuarios nacionales van evolucionando junto con sus operadoras, recurriendo cada vez menos al uso de recargas de saldo para sistemas de prepago.

De acuerdo con cifras de  The Competitive Intelligence Unit (The CIU), vía Media Telecom, el antes popular mercado de recargas celulares en México habría registrado una caída de casi el 21.4% este 2016, acumulando ingresos por cerca de MXN $90.670 millones, una cifra sustancialmente inferior a los MXN $115,336 millones obtenidos el año anterior a éste.

Esta disminución en el mercado se atribuye en parte a la baja de las tarifas de consumo de navegación móvil y la liberación de los tiempos de llamada, sin costos adicionales por duración, en la principal operadora de México, América Móvil (Telcel), que bajo su sistema Amigo mantenía una restricción de cinco minutos gratuitos para sólo algunos números selectos.

La integración de estos servicios ilimitados, en conjunto con una mayor conciencia y una mejor gestión por parte de los propios usuarios bajo un esquema de prepago serían igual factores de peso para mantener este tendencia a la baja que se ha registrado durante los últimos cinco años.

Ahora, este 2016 los usuarios de prepago acudieron un promedio de 1,6 veces al mes a realizar una recarga de saldo a algún establecimiento autorizado, cuando en 2015 este ritmo era de hasta 2,4 visitas mensuales.

Este panorama marca una clara área de oportunidad para las operadoras, que podrán atraer a mayores clientes que se suscriban bajo un esquema de pospago, si sus planes de contratación son atractivos.

Sígannos y comenten en Facebook.