Samsung, la mejor cámara en móviles [W Opinión]

Samsung, la mejor cámara en móviles [W Opinión]

A nivel usuario común, me cuesta encontrarle competencia.

Desde que se lanzó el Galaxy Note 5 algo cambió en mí, que había defendido siempre a la cámara del iPhone como la más fiable para el usuario común, ese al que no le interesa que el archivo esté en RAW o que tenga todas las opciones manuales. Ese que simplemente ve algo que le gusta, saca su teléfono inteligente, apunta y dispara, esperando que el resultado sea satisfactorio. Ese usuario creo que hoy en día, si es por elegir un equipo su cámara, debe llevarse un Samsung por encima de cualquier otra marca.

Muchos dirán que la óptica de Samsung tiende a sobre saturar las colores, de “ensalzar” las imágenes para esconder algunas falencias, y es lógico que lo haga, eso no significa que esté mal, al contrario, está pensado para que el amplio público, ese del que te hablaba anteriormente vea una foto y no pueda creer que él la tomó.

Las configuraciones y post procesamiento son diferentes en cada dispositivo y en el caso de Samsung es objetivamente “reventado”, pero ese sabor es el que da el “factor ¡wow!” muchas veces. Si tomas la misma foto con un S7 y un iPhone 7, la mayoría de las personas probablemente elija la sacada con el equipo de la coreana. Es muy simple, son atrayentes, los azules son más azules y los rojos más rojos, y nosotros como las polillas van hacia la luz, tendemos a caminar hacia el color, a lo telúrico, a lo exagerado, a lo desproporcionado. La óptica de Samsung nos ofrece eso.

A través de los años una de las cosas que más me ilusiona con cada nuevo terminal de cualquier marca es cuando prometen revolucionar la fotografía móvil, porque creo que a pesar de que faltan muchos años, eventualmente los terminales móviles si podrán reemplazar a una cámara profesional y a todos los lentes ¿Cómo? no lo sé, si tuviera la respuesta sería millonario.

Este año Huawei dio pasos gigantes con la inclusión de la doble cámara en el P9, aunque sufre mucho de mal de primera generación y quizás en el Mate 9 veamos un uso más sustancial a esta característica. Apple incluyó el modo retrato en el iPhone 7 Plus y aunque cuando funciona se ve espectacular el efecto de profundidad de campo, tardas muchísimo en sacar una fotografía ya que si no cumples con ciertos parámetros de luz y distancia el teléfono no te deja disparar, además que el mismo P9 de Huawei hacia algo parecido, bastante más artificial pero estaba. Al final del día la cámara más versátil y confiable seguía siendo la del S7 lanzado muchísimos meses antes.

Es imposible hablar de fotografía en móviles y no hablar de la cámara frontal. Ya es parte del común denominador comercial de los fabricantes y mucha gente prefiere que esta cámara sea buena sin darle importancia a la principal. En este caso Huawei cumple bastante bien, al igual que LG aunque con una óptica más fría. Apple sigue pegado en el pasado con un lente que no es gran angular. Otra vez Samsung toma el trono en el apartado más importante para muchísimos usuarios.

Esta marca logró construir una identidad fotográfica a prueba de balas, criticada por entendidos pero alabada por comunes. En esta ocasión, prefiero estar del lado del público común, porque cada día más gente deja de depender de algo que no sea su móvil para capturar un recuerdo o momento. Si me preguntaran en quién confiaría hoy para esa labor, respondería Samsung, pero espero que los otros fabricantes lo alcancen pronto para que la vara suba aún más y algún día realmente la cámara profesional con lentes se quede guardada en la casa.