¿Qué falló con Luke Cage? [FW Opinión]

¿Qué falló con Luke Cage? [FW Opinión]

SPOILERS MÍNIMOS: ya vimos los 13 episodios de Luke Cage y tenemos que hablar sobre ella. Sin spoilers, casi.

La expectativa era muy elevada, luego de una primera temporada irregular con Jessica Jones y una segunda serie brutal con Daredevil, el estreno de Luke Cage mantenía muchas dudas.

Partiendo por la popularidad gremial del personaje y el abordaje propuesto para esta producción, y que se dejaba entrever desde los avances, donde se prometía una serie con vibra retro y mucho soul, Luke resulta una sorpresa grata, pero no exenta de algunos problemas.

Aquí les compartimos nuestra opinión sobre la primera temporada de Luke Cage, cuando haya algún spoiler serio se advertirá adecuadamente.

Shaft en esteroides

(C) Netflix

El primer episodio de Luke Cage, Moment of Truth, se siente poco como parte de una saga de superhéroes y bastante como una versión retorcida de Shaft, una vieja franquicia para el público afroamericano, donde aquí se cumple al pie de la letra todos los puntos del canon, dejando un poco de lado la mística del antihéroe.

Este movimiento rompe con la costumbre a la que ya estaban impuestos todos los espectadores del universo televisivo de Marvel, donde el primer capítulo se usaba para presentar al personaje. Aquí en cambio se aprovecha para montar el tono, el contexto y las bases del conflicto.

Para el final segundo episodio, Code of the Streets, probablemente el más trepidante y emocionante de toda la temporada, queda bastante claro que Marvel intentará algo distinto con Luke Cage, explotando al máximo las reglas de un subgénero setentero que ha sido relativamente olvidado por todos, menos Quentin Tarantino: el blaxploitation.

Otro ejercicio de ejecución, tal vez el mejor

(C) Netflix

Es un movimiento común y recurrente de Marvel, utilizan algún género o subgénero cinematográfico para adaptarlo dentro de su universo de superhéroes. Es así como Captain America: The Winter Soldier es una cinta de espías, Ant Man una heist movie y Thor un montaje de Shakespeare.

Para el caso de sus series la casa editora ha repetido la lógica, pero con resultados irregulares. Agents of S.H.I.E.L.D. intentó emular el canon de los X-Files y falló, Jessica Jones quiso partir del Film Noir y no logró estirarlo hasta el final, debido a los problemas de su arco argumental.

Luke Cage por su parte juega con las reglas del Blaxploitation, y logra mantener esa mística hasta el último segundo. Siendo, desde esa perspectiva, la serie más sólida de Marvel después de Daredevil.

Luke Cage cumple con todas las reglas del subgénero. Vive en Harlem, tiene el mostacho y la barba, posee un código de honor firme aunque se mueva entre mafiosos, cuenta con un mentor de historia trágica, conquista a las damas sin mayor esfuerzo, los políticos son corruptos, los policías racistas, los pimps visten con estilo, el sistema es abusivo, todo es violento y hay un tufo de venganza en cada acto.

Esa mezcla logra el balance perfecto para devorar esta serie sin parar hasta el final, logrando un ritmo ejemplar, si se compara con otras producciones de Marvel.

Luke Cage respeta a sus fans

(C) Netflix

Uno de los factores más admirables y dignos de reconocimiento con Luke Cage es la cantidad salvaje de easter eggs, alusiones, guiños, referencias e interconexiones al universo original del cómic donde nació este personaje.

A lo largo de los 13 episodios debe haber más de 50 detalles en donde el equipo de guionistas rinde tributo al Luke Cage original, desde detalles básicos, como nombrarlo “Power Man” o vestirlo incidentalmente con su pintoresco traje original, con todo y tiara, hasta algunos momentos más elaborados que remontan directamente a Jessica Jones y Iron Man 2.

Incluso, en algún punto, la trama de Luke Cage se toma la molestia de conectar de manera discreta y directa con la próxima serie de Iron Fist, de una manera tan sutil que sólo los más observadores podrían notarlo.

Qué salió mal con Luke Cage

ALERTA SPOILER: Aquí se abordarán algunos puntos mínimos, pero importantes sobre la trama de la primera temporada de Luke Cage, los spoilers son mínimos y poco detallados. Aún así se recomienda leer bajo su propio riesgo, o una vez terminada la serie.

Es difícil hablar de fallos imperdonables durante la primera temporada de Luke Cage, pero existen algunos elementos que definitivamente merman la experiencia.

El planteamiento del arco argumental de arranque es bastante bueno, pero el primer episodio es relativamente lento para desarrollar estas bases y necesita de un capítulo más para por fin sentar las reglas del juego, por fortuna su clímax impecable logra el objetivo de enganchar a cualquiera.

Jessica Jones cometió el error crítico de tener un arco de seis episodios que estiró innecesariamente hasta los trece, contando los primeros cuatro, rellenando luego con siete, para luego cerrar con los dos finales. Por fortuna no se repite esta desgracia.

En el caso de Luke Cage, la primera temporada está dividida en dos partes. La primera, y más interesante, que cierra tras los primeros siete episodios, y la segunda que se siente como un epílogo extendido de seis partes, con un desenlace anticlimático, que podrá dejar inconforme a más de uno.

El relleno en Luke Cage es menos obvio y termina siendo mejor dosificado, pero tiene a su modo el mismo problema de Jessica Jones, donde el interesante arco planteado en realidad sólo rinde lo suficiente para 7 episodios, viéndose forzados a improvisar un poco con los restantes.

Otro punto poco favorable es que se necesita tener frescos en la memoria los sucesos de la primera temporada de Jones, de lo contrario podría haber momentos de franca confusión sobre algunos personajes, su destino y otros giros en la trama.

Por fortuna, las propias posibilidades del Blaxploitation permiten aprovechar el absurdo. De modo que no es tan bobo ver caer a Luke dentro de un camión de basura que lo pasea por la ciudad luego de recibir un disparo, o el disfraz “pimp stormtrooper” en el duelo final.

FIN DE LOS SPOILERS.

La serie se burla de sus propios fallos y exageraciones, sobre todo hacia el cierre de los últimos episodios, convirtiendo sus errores en virtudes disfrutables.

Como serie de superhéroes es posible concluirse que esta producción es un fiasco en menor o mayor medida, pero como serie Blaxploitation Luke Cage tiene todo el soul.

Opinar es gratis, como siempre. No olviden seguirnos y comentar en Facebook.