68% de los internautas mexicanos ya prefiere navegar desde su smartphone

68% de los internautas mexicanos ya prefiere navegar desde su smartphone

El smartphone es el dispositivo preferido de México, pero no todos tienen uno.

Una nueva investigación reafirma lo que han arrojado otros estudios previos: México vive una etapa de furor por los smartphones, de modo que se ha ido posicionando progresivamente como uno de los dispositivos preferidos del consumidor nacional, pero eso no significa que cada ciudadano económicamente activo cuente con este artefacto.

De acuerdo con el más reciente estudio del Interactive Advertising Bureau (IAB) México (vía El Universal), los navegante mexicanos de la red se conectan con mayor frecuencia desde su smartphone que desde cualquier otro dispositivo, relegando a la ya obsoleta computadora de escritorio.

Según marca la síntesis de su investigación, en México el 68% de los internautas nacionales se conectan desde un teléfono inteligente, mientras que el 58% prefiere una laptop o portátil, contra un 36% que sigue usando el medio tradicional no móvil.

(C) Interactive Advertising Bureau – México

La investigación del Interactive Advertising Bureau (IAB) México se ha convertido en un relativo punto de referencia para este terreno en el país, ya que lleva más de ocho años realizándose, y esta última entrega guarda un significado importante, ya que es la primera ocasión en la que el smartphone se posiciona a la delantera en materia de navegación por la web.

El estudio posee varios ejes de análisis, incluyendo consumo de video, uso de medios tradicionales, interacción con redes sociales y hasta dinámica de adopción de sistemas de transacción electrónica.

Entre la información a destacar está la obviedad de que Facebook es la red social más popular con un 92%, el 58% de los internautas ha abandonado ya la televisión como medio principal de consumo de contenidos para migrar a internet, y que en promedio el 83% prefiere ver película por la red, por encima de tutoriales.

Aún así, a pesar del dominio del smartphone, apenas poco más de la mitad de los mexicanos posee uno.