Corte Europea dice que los jefes pueden monitorear los mensajes privados de sus empleados

Corte Europea dice que los jefes pueden monitorear los mensajes privados de sus empleados

¿WhatsApp en el trabajo? Podría ser peligroso en Europa.

¿Privacidad dijo alguien? La Corte Europea de Derechos Humanos ha indicado que los jefes pueden monitorear los mensajes privados de sus empleados.

El dictamen se dio en medio del caso de un rumano que fue despedido hace algunos años atrás porque sus empleadores descubrieron que estaba usando un cliente de mensajería no solo para cuestiones laborales, sino para enviar mensajes personales. Y al parecer eso era suficiente causa de despido.

El empleado en cuestión, de nombre Bogdan Mihai Barbulescu llevó el caso a tribunales locales, pero nadie se puso de su parte. Al no ver respuesta positiva, demandó a su empleador y a los tribunales rumanos en la Corte Europea de Derechos Humanos, pero el veredicto tampoco le fue positivo: la corte indicó que la compañía estaba en su derecho de revisar que escribía y que no, especialmente si se trata de temas relacionados al trabajo.

Según informa Romanian-Insider, los hechos en cuestión sucedieron entre el 1 de agosto de 2004 y el 6 de agosto de 2007. Barbulescu usaba Yahoo! Messenger para atender a algunos clientes, pero en medio también envió mensajes a su hermano y su pareja, los que le valieron un despido.

El veredicto es aplicable en todos los países europeos donde la Corte tiene jurisdicción y en primera instancia no crea un buen precedente, considerando la cantidad de clientes de mensajería que se usan hoy en día y donde la seguridad no es su fuerte, como el caso de WhatsApp.