Control Elite Xbox One [NB Labs]

Control Elite Xbox One [NB Labs]

Un notable control, con un solo gran lastre: es caro.

Variedad. Personalización. Esos son los elementos principales que tendrás al adquirir el control Elite de Xbox One que Microsoft desarrolló específicamente para aquellos que quieren tener una experiencia superior a la hora de jugar en su consola de más reciente generación. Variedad porque el Elite permite ajustar diferentes configuraciones para cada tipo de género o necesidad, lo que en definitiva aumentará la experiencia de juego. Personalización porque se puede cambiar tanto el exterior del control con sus botones, gatillos y palancas como sus entrañas digitales ajustables desde una aplicación dedicada.

Si bien las partes intercambiables del control y la adición de palancas en su parte trasera son los aspectos que en primera instancia podrían llamar la atención, fue la aplicación disponible en Windows 10 y Xbox One la que me dejó completamente satisfecho por la manera en que ayuda a personalizar elementos que tal vez nunca habría imaginado que podría modificar gracias a la detallada interfaz con la que cuenta.

Una de las características que se pueden ajustar es el rango de acción de los gatillos superiores. En el caso de no querer que los gatillos se accionen por error al apretarlos ligeramente es posible ajustar un rango en el que solo podrá realizarse una acción al apretar a fondo el mismo.

Otro aspecto que me dejó maravillado fue la capacidad de determinar la respuesta de los sticks análogos. Si quiero eliminar la gradualidad responsiva del stick solamente deberás ajustarlo para que con un ligero movimiento puedas accionar todo su rango de acción. En caso contrario, se puede hacer que tenga un ligero retardo incluso al moverlo de manera completa hasta su tope.

Una idea con la que me dejó esta aplicación es que al hacer uso de todas las variables ayuda a comprender mejor la manera en que funciona un control.

De la teoría a la práctica

Ultra Street Fighter IV (PC), Halo 5: Guardians y Forza 6 fueron los videojuegos a los que les dediqué mayor tiempo para sacar provecho de las capacidades del control Elite, en especial de las palancas traseras que permiten utilizar los dedos medios y anulares.

Con cada uno de ellos me quedé con una misma idea: el control Elite es un punto medio entre el control básico de Xbox One y accesorios dedicados a un género en específico. Con esto quiero decir que para jugar videojuegos de peleas el Elite no es mejor que un joystick Hori o Madcatz. En el caso de títulos de carreras yo preferiría un volante Logitech en vez de tener que aplicar los cambios manuales en las palancas traseras del Elite. Y con Halo 5: Guardians yo no tendría ningún problema con utilizar el control básico en vez de hacer un gasto mayor.

Y es que el control Elite no es nada barato. Su precio internacional es de USD $149. Si bien es una pieza de hardware de muy alta calidad, también hacer pensar en la alternativa de comprar un control dedicado a un género en específico.

El Elite es para aquellos que quieren tener una experiencia de juego superior en un amplio abanico de videojuegos si tomamos en cuenta que se puede utilizar tanto en Xbox One como en PC pero no va a ser mejor que los periféricos como los que describí anteriormente.

Para los indecisos, mi recomendación sería esperar un poco considerando siempre el precio al que se vende.

Opinar es gratis, como siempre. No olviden seguirnos y comentar en Facebook.