[metroimage ids=”38-193185,38-193186,38-193188,38-193189,38-193190,38-193191,38-193192,38-193193,38-193194,38-193195,38-193196,38-193197,38-193199,38-193201,38-193203,38-193205,38-193207,38-193209″ imagesize=”large”]

Así hubiera sido el Nokia McLaren, el sucesor del Lumia 1020

El primer teléfono con verdadera tecnología 3D Touch que jamás vio la luz.

Hubo un tiempo en que hablamos de un teléfono Nokia con código nombre “McLaren”, filtrado en varias ocasiones a finales de 2014. El Nokia RM-1052 se caracterizaba por una cámara PureView colocada en un gigantesco círculo, como no dejarán mentir las imágenes de este dispositivo filtradas en internet.

Microsoft pensó conveniente cancelar al Nokia McLaren a favor de los Lumia 950 y Lumia 950XL, hasta este año especulados, filtrados y finalmente anunciados. Una de las cosas que más excitaban de este equipo más que los nuevos gama alta Windows Phone era la verdadera tecnología 3D Touch ¿no es cierto, Apple?

El Nokia McLaren contenía sensores que permitían al usuario interactuar con el equipo sin tener qué tocarlo, como tener un Kinect de bolsillo. Incluso aparecieron ejemplos de aplicaciones y pudiera decirse que una compañía robó el nombre de la tecnología y el potencial de su aplicación, porque Microsoft no le ‘metió al acelerador’.

La esperanza de ver un teléfono con estas características parece no existir dentro de poco, a menos que en Redmond consideren revisar y cambiar las decisiones que llevaron a cancelar su desarrollo. Mientras cualquier cosa sucede, nos quedamos con su prototipo en imágenes.