MasterCard quiere que pagues con tu anillo (y otros vestibles)

MasterCard quiere que pagues con tu anillo (y otros vestibles)

La empresa busca reemplazar las tarjetas de crédito por objetos que usamos a diario.

La empresa proveedora de tarjetas de crédito MasterCard realizó un interesante anuncio respecto a la tecnología de pagos móviles. A través de un comunicado, dio por comenzado un programa que permitirá reemplazar la clásica tarjeta de plástico por un varios tipos de accesorios como anillos o llaves del auto, además de vestibles y otro tipo de gadgets.

El programa será lanzado con el apoyo de varias marcas asociadas a través de múltiples verticales para calzar con los múltiples estilos de vida necesarios: El diseñador de las estrellas Adam Selman, la automotora General Motors, los innovadores en tecnología vestible Nymi, la compañía de joyería inteligente Ringly y la empresa de Bluetooth TrackR están entre las prominentes marcas que habilitan sus productos a través del programa”, detalla la empresa.

MasterCard  reconoció el potencial detrás del Internet de las Cosas, señalando que en 5 años la cantidad de “cosas” conectadas alcanzarían los 50 mil millones de dispositivos, cifra que supera las predicciones de Juniper Research.

Para el desarrollo tecnológico de este programa, MasterCard informó que han trabajado con la empresa de semiconductores NXP y Qualcomm “para el desarrollo de tecnología que haga simple el permitir pagos seguros en virtualmente cualquier dispositivo o accesorio“.

En materia de seguridad, la empresa Capital One y su servicio de tokens “Capital One Wallet” serán los encargados de ofrecer la seguridad necesaria para la tranquilidad de los usuarios y seguridad de las transacciones.

Por el momento no hay una fecha exacta para el debut de este programa de servicios de pagos móvil, pero se informó que será en algún momento de 2016 y que Estados Unidos será el primer país en aprovecharlo. MasterCard aseguró que tienen planificado expandir del servicio a otros países, pero no se entregaron los plazos para que eso suceda.