[metroimage ids=”38-201163,38-201166,38-201167,38-201171,38-201174,38-201175,38-201179,38-201182,38-201186,38-201189″ imagesize=”large”]

The Elder Scrolls Online: Tamriel Unlimited [NB Labs]

El mundo de Tamriel en consolas no escapa a lo que fue la primera versión de PC.

Plataformas: PS4 (analizada), PC, Xbox One
Desarrollador: Zenimax Online
Distribuidor: Bethesda

World of Warcraft marcó un antes y un después en el mundo de los MMOG. El inminente declive de este juego ha dado pie a otras propuestas interesantes con modelos de negocio diferentes, como Guild Wars 2 o Tera. En este saturado mercado otros más buscan resaltar, tal es el caso de The Elder Scrolls Online, quien llega reforzado luego de un paso flojo en el PC.

The Elder Scrolls Online: Tamriel Unlimited llega a las consolas con un modelo similar al de Guild Wars 2, que implica en pagar una sola vez y disfrutar el juego sin necesidad de suscripción mensual. Hay microtransacciones, si, pero la tienda se mantiene independiente al juego y está enfocada a aquellos que buscan modificaciones estéticas.

En TESO: Tamriel Unlimited jugaremos en un Tamriel mil años antes de los sucesos ocurridos en Skyrim. Como fanático de la saga, esta premisa hizo que me emocionara y le dedicara algunas horas; lamentablemente, sus errores de diseño hicieron que terminara en el baúl de los recuerdos.

A diferencia de lo que hizo Square Enix con Final Fantasy XIV: A Realm Reborn, Bethesda no realizó cambios sustanciales y Tamriel Unlimited hereda los problemas de la primera versión que tienen que ver con el diseño del juego. Misiones tediosas, una pésima integración social y un sistema de diálogos digno de película de bajo presupuesto. Lamentablemente esto opaca toda la inversión en crear ese universo grande y detallado como lo es Tamriel.

En Tamriel Unlimited mi aventura se limitó a ir del punto A al punto B, hablar con un NPC, ir al punto C para matar a alguien y luego ir al punto D para cobrar la recompensa. Todo eso, multiplicado por cien. El juego cuenta con zonas especiales para misiones de un solo jugador que tienen que ver con la historia, pero a diferencia de Skyrim y los juegos anteriores, los escenarios carecen de vida y cuentan con modelos o texturas que se repiten en múltiples partes del mundo.

Zenimax Online quiso e intentó recuperar gran parte de la esencia de los juegos de The Elder Scrolls. El sistema de diálogo y la interfaz de usuario son familiares, al igual que el manejo de los quests y otros elementos de los MMOG como indicadores en un minimapa que muestra el camino a seguir para no perderte en el universo, considerando que este es más grande que en juegos anteriores.

Mi problema con Tamriel Unimited es tener que soportar diez niveles de grinding para tener acceso a cosas elementales, como por ejemplo, un segunda ranura para hacer el cambio de arma. Diez niveles de misiones que intentan contar una historia pero que son demasiado simples. Entrar a una zona poblada por otros jugadores -cada uno llevando la misma misión- y ver respawns seguidos del enemigo principal del quest hace que pierda el encanto de inmersión.

El tema de las misiones “solo” son para contar la historia, pero no terminan por engancharte. Algunos dirán que la historia no importa en un MMOG porque lo interesante es el componente social, pero Tamriel Unlimited falla ahí. El juego no tiene siquiera un sistema de chat decente. Sí, es posible crear grupos y comunicarse con los amigos pero el sistema de chat por voz está habilitado para todos y cuando entras a una nueva región será posible escuchar esa voz chillona de un niño de 14 años maldiciendo a todos.

Otra cosa que no encontré es una casa de subastas para vender el loot o un sistema de profesiones que me hiciera dedicarme a tejer bolsas o especializarme en armaduras de cuero. Aunque claro, sin una casa de subastas y con las tiendas del Guild o transacciones por chat como única opción, poca es la motivación que queda.

En la parte visual, Tamriel Unlimited es medianamente atractivo. El estilo y paleta de colores se alejaron del ultra detalle al que nos acostumbró Skyrim y eso es bueno, no solo para darle variedad al universo sino porque hablamos de un MMOG de gran escala. Mi única crítica es que hay zonas que se sienten exageradamente vacías (como los dungeons), algo que se vuelve más notorio si utilizas la cámara en tercera persona.

Me gustaría seguir jugando más tiempo Tamriel Unlimited. Tal vez lo haga en un futuro, cuando no haya otro título que me consuma. El problema que enfrenta Bethesda es que hay juegos que demandan más de 100 horas, como The Witcher 3, en donde la trama engancha desde un principio. Luego llegará Fallout 4 en noviembre y a juzgar por los avances, terminará por consumir mi poco tiempo libre.

¿Por qué comparar TESO: Tamriel Unlimited con juegos single player? El poco enfoque a la parte social puede ser una respuesta, o también que muchas de las misiones están enfocadas para una aventura en solitario. Las mejores zonas de Tamriel Unlimited son accesibles luego de varios niveles y si, son atractivas, pero no podemos darnos el lujo de invertir tanto tiempo en desbloquearlas cuando hay otros juegos que demandan con ansia (y mucho más atractivo) nuestra atención.

¿Qué significa esto?

Este artículo fue realizado con una copia de PS4 proporcionada por Bethesda.