Hydrofoil, un dron aéreo que se convierte en barca inútil

Hydrofoil, un dron aéreo que se convierte en barca inútil

Un dron cuadricóptero que se convierte en vehículo acuático y se controla con tu smartphone, suena muy bien, pero los resultados no son tan espectaculares.

El diseño de drones adquiere cada vez tendencias más raras, primero tenemos la nave no tripulada con forma de bumerán que la NASA planea enviar a Marte y ahora está el Hydrofoil, un dron transformer diseñado por los franceses de Parrot, que funciona como un perfecto ejemplo de los matices agridulces de este negocio.

El pasado 23 de junio se presentó al mercado el Hydrofoil, un dron aéreo con la peculiaridad de incluir un pequeño bote, lo que le permite, en teoría, ser un vehículo muy versátil por su capacidad para ser maniobrado en dos entornos totalmente distintos. Aunque la realidad es que su control sobre el agua es algo complicado, particularmente en espacios reducidos, así lo demuestra este video del canal de IEEE Spectrum cerca del minuto 01:02.

Por otro lado el video promocional oficial es un poco más romántico:

Con un costo de USD $179 el Hydrofoil puede ser cortolado desde cualquier dispositivos inteligente con pantalla táctil, gracias a una app especial que promete hacer la labor de mando de control. Aunque las desventajas de un control táctil son más que obvias y en este caso se vuelven patentes. Eso sin contar la media hora de carga de su batería para gozar de 7 minutos de vuelo.

El mercado de los drones se encuentra en pleno apogeo, aunque sus funciones, precisión de control y capacidades de vuelo aún se muestran relativamente limitadas.