En Europa podrás tomarte una selfie en monumentos públicos sin infringir derechos de autor

En Europa podrás tomarte una selfie en monumentos públicos sin infringir derechos de autor

En Europa las selfies públicas son legales, gracias a una diputada del Partido Pirata. ¡Bravo!

Por increíble que parezca, en algunos países de Europa, tomarse una selfie en lugares públicos pudo haberse convertido en un delito en contra de los derechos de autor. Es algo que parece inaudito para nosotros, y que hubiera traído terribles consecuencias para la población de los países, así como para el turismo.

Con información de Wired, nos enteramos que el Parlamento Europeo ha rechazado las propuestas que pedían colocar restricciones de copyright a las fotografías en lugares públicos. Las votaciones fueron contundentes con 502 votos en contra de la propuesta, 40 a favor de las restricciones y 12 abstenciones.

Se trata de un gran triunfo de la Libertad de Panorama, que estuvo fuertemente impulsado por Julia Reda, miembro del Parlamento Europeo y del Partido Pirata Alemán, gracias a su escrito en el que se basó la resolución. Reda comentó para Wired:

“Como resultado, la mayoría de los europeos continuarán siendo capaces de publicar selfies en línea y ver las fotos de edificios famosos en Wikipedia, sin comprometer derechos de autor. Al mismo tiempo, el hecho de que el ataque a la libertad de panorama, contó por un tiempo con el apoyo de la mayoría, demuestra que muchos diputados aún tienen que comprender plenamente el cambio cultural provocado por Internet y sus consecuencias para los derechos de autor. Queda mucho trabajo por hacer, hasta tener un ajuste europeo de derechos de autor, en un marco para la era digital “.

Julia Rueda (c) Getty Images News | Christian Marquardt

De haberse aprobado esta ley, se hubieran tenido que tramitar permisos especiales, o pagar alguna cuota, a los arquitectos, propietarios o dueños de los derechos de autor de cualquier monumento, edificación u obra pública; solamente para sacar una foto. Afortunadamente, no fue el caso y hoy es posible sacarse selfies en Europa con toda libertad, además evitó dejar un precedente que pudo haberse usado en otras latitudes del Mundo.