Comisaria Europea de Competencia responde: Google daña la competencia

Comisaria Europea de Competencia responde: Google daña la competencia

La guerra de la Comisión Europea contra los gigantes tecnológicos no ha hecho más que empezar, ahora con Google en el punto de mira.

La nueva Comisaria Europea por la Competencia Margrethe Vestager (@vestager en Twitter) es la nueva estrella política en Europa. Una liberal danesa en alza que hasta se dice fue la inspiración de una serie de ficción danesa Borgen, que cuenta como una mujer se convierte en la primera ministra de Dinamarca.

En su paso por la política danesa fue la Ministra de Asuntos Eclesiásticos, Ministra de Educación y Ministra de Economía hasta el pasado septiembre de 2014. Ahora como comisaria de competencia tiene una de las competencias más importantes de la Unión Europea: hacer que las empresas y organismo trabajen correctamente entre sí y nadie haga trampas para acabar con el mercado de otro.

Su movimiento más importante ha sido nada más llegar a Bruselas apuntando a Google como uno de los casos más importantes de esta nueva generación, el que podría ser el nuevo caso Europa vs. Microsoft de nuestra era.

En una reciente entrevista concedida a El País podemos conocer más sobre la demanda de Europa contra el dominio del buscador de Google y los pasos que están siguiente contra Android, la plataforma móvil más usado del mundo cuya versión que sale de Google impone el uso de sus servicios frente a otros.

Uno de los datos que Vestager vierte en la entrevista es que la demanda de Google se ha demorado tanto porque antes de todo se han tenido muchas negociaciones con la empresa de California, que al final no salieron bien y buscaron otra vía.

La Comisaria también habló sobre otras conductas de Google que cree son incorrectas contra las leyes de competencia en Europa, indicando concretamente la lucha por grandes medios contra la “copia de contenidos”, refiriéndose directamente al caso de Google News y la asociación AEDE.

Concentración de operadoras europeas y competencia

La entrevista cierra con una interesante reflexión sobre uno de los mayores peligros que se cierne sobre Europa, la concentración de operadoras.

Se espera que para la próxima década en Europa se reduzca el número de empresas de telecomunicaciones para pasar a posiblemente cientos de grandes y pequeñas operadoras a nivel europeo, a un modelo más parecido al de EE.UU. donde el negocio de las telecomunicaciones está unificado en media docena o menos de operadoras.

Los mercados de telecomunicaciones están muy fragmentados, son muy nacionales.

Este es un problema de competencia porque al tener menos empresas compitiendo, se puede caer en la trampa de que tres o cuatro grandes grupos de telecomunicaciones sean los responsables de las comunicaciones de más de 500 millones de personas.

Las grandes operadoras y los sectores a favor de la concentración de operadoras usan la misma consigna, se ahorrarían miles de millones de euros si existiesen menos operadoras al no tener que replicar tantas redes en los diferentes países.

En algunos aspectos, el mercado estadounidense va por delante del europeo, pero muchos americanos tienen poca oferta en telecomunicaciones y precios más altos que en Europa. Hay que asegurar que los europeos tengan precios asequibles y mucha oferta.

Recientemente la Comisión Europea aceptó la fusión entre la francesa Orange y la operadora española Jazztel, por la que la segunda se incorpora al grupo francés, obligando a vender parte de su red de fibra y móvil.