AT&T pagará multa de 25 mdd por fallas en privacidad de sus clientes

AT&T pagará multa de 25 mdd por fallas en privacidad de sus clientes

El acceso no autorizado a los datos personales de sus clientes se originó en México. Habría más de 280 mil afectados.

AT&T deberá pagar una exorbitante multa de $25 millones de dólares, impuesta por la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (FCC, por sus siglas en inglés), tras determinar que algunos empleados de la firma, que operaban en distintos call centers de México, Colombia y Filipinas robaron los datos de más de 280 mil clientes.

Más allá de la reciente fusión entre AT&T y Iusacell en el país, la firma estadounidense tenía ya varios años operando en otros ramos y ahora se ha metido en un problema grande.

La brecha de seguridad, iniciada en México y explotada a lo largo de 168 días, de acuerdo con informes, habría sido ocasionada por los propios colaboradores mexicanos de la firma, quienes utilizaron sus accesos de usuario para entrar sin autorización a las cuentas de clientes extranjeros, con datos personales como números de seguridad social y domicilio, para vendérselos al mejor postor, quien los habría utilizado para diversas actividades, que van desde la extorsión hasta el desbloqueo de smartphones robados. Así lo señala el comunicado de la FCC:

(C) Digital Trends (C) Digital Trends

Esta brecha resultó en que la información personal de 51.422 clientes de AT&T fuera usada para realizar 290.803 solicitudes para desbloquear dispositivos desde el portal de desbloqueo de AT&T.

La investigaciones posteriores arrojaron el eventual involucramiento de las oficinas de Colombia y Filipinas, elevando la cifra hasta los casi 300 mil afectados. Esto ha costado mucho dinero. Tras el anuncio de la FCC las acciones de AT&T cayeron un 1,54%, y la imagen de la compañía ha quedado afectada seriamente.

No se sabe hasta el momento el nombre de las empresas de call center contratada por AT&T que cometió este abuso y robó los datos, lo único de lo que se tiene conocimiento oficialmente es que al menos dos empleados de tal compañía confesaron haber vendido la información robada a alguien conocido como “El Pelón”. Gran pista.