Xiaomi llegará a Europa, pero solo venderá accesorios

Xiaomi llegará a Europa, pero solo venderá accesorios

Repitiendo el movimiento que con Estados Unidos, Xiaomi comenzará a vender productos para el continente europeo, aunque sólo distribuirá accesorios, no smartphones.

Xiaomi llegará por fin al continente Europeo, pero al igual que en el caso de América, sólo distribuirá su línea de accesorios y ni un sólo smartphone. El culpable de ello es nuevamente el pleito legal que llevan con Ericsson, y que hace ver cada vez más complicada la posibilidad de que alguna vez suceda.

En Asia Xiaomi es uno de los mayores líderes del mercado de telefonía móvil, sin embargo, fuera de este continente su presencia se mantiene casi nula, hace unas cuantas semanas se confirmó por fin que la compañía comenzaría a comercializar sus productos en América, una noticia que se recibió con alta expectativa, sólo para terminar descubriendo que en realidad sólo distribuirán algunos accesorios y vestibles por un problema de patentes que mantienen con Ericsson desde hace tiempo.

Igual que en América, menos productos

Para el caso del continente europeo la dinámica cambiará ligeramente, ya que los accesorios y smartbands serán distribuidos directamente a través de la tienda virtual de la compañía, pero la lista será todavía más limitada que en el caso de América. Así lo confirma el vicepresidente global de Xiaomi, Hugo Barra en el marco del Mobile World Congress 2015:

Será una experiencia distinta de lo que realizamos en Asia, no venderemos smartphones, sólo ofreceremos un pequeño número de nuestros principales accesorios, como la Mi Band, audifonos in-ear y nuestros famosos power banks.

Luego de conquistar el mercado en China, la nación de la India se ha convertido en el principal objetivo de la firma, los planes para llegar íntegramente a los demás continentes del planeta parece que siguen ahí, pero no existen ningún indicio firme que sugiera que pronto será posible obtener un móvil Xiaomi en Europa o América por la vía legal.

Al menos siempre está la alternativa del mercado gris, donde la marca ya ha logrado su reputación, aunque el encanto termina cuando el terminal sufre alguna avería.