Shazam ayuda a las discográficas a predecir futuros éxitos

Shazam ayuda a las discográficas a predecir futuros éxitos

Shazam vende datos importantes a las discográficas, lo que les permiten conocer quiénes serán las próximas estrellas.

Cuando estás en un lugar con tu familia o tus conocidos y de pronto escuchas una canción que sorprendentemente comienza a gustarte, una app te ayudará a identificarla, guardarla y más tarde, escucharla: Shazam.

Shazam apareció en 2002, en la época en que los smartphones no estaban presentes en el día a día. Pero, para 2008, surgió en la App Store para iPhone y revolucionó la manera en que su servicio era capaz de detectar canciones. Desde su lanzamiento, la aplicación ha ayudado a millones de personas a conocer qué canción se está reproduciendo en su entorno. Lo que quizá no sabías es que esta información se usa para saber cuál será el próximo éxito, como explica el artículo de The Atlantic.

Shazam alcanza unas 20 millones de búsquedas al día; todos estos datos reunidos ofrecen información muy importante a los ejecutivos de las discográficas. Con ellos, pueden “predecir” de qué artista será el próximo éxito o incluso qué tipo de música puede enfocarse en ciertos países.

Tomemos, por ejemplo, Lorde, la sensación de 2013. Los ingenieros de Shazam pueden rastrear el “contagio” de su primer single, “Royals”: desde Nueva Zelanda ―su país de origen― hasta Nashville y las costas de América, alcanzando su punto máximo en cada una de las 3.000 ciudades de EE.UU.

Identificar un talento emergente, como es el caso de Lorde, ayuda a que las discográficas pongan manos a la obra y exploten la imagen y la música del artista.

Estos datos también contribuyen a que las estaciones de radio seleccionen las canciones más conocidas y más buscadas en ese momento, ya sea en países o ciudades. Que una estación de radio identifique las canciones más populares en las próximas semanas quizá sea decisivo para generar más audiencia y, por tanto, obtener mayores ingresos publicitarios.

Foto portada (cc) Annette Geneva