The Hunger Games inspira a manifestantes en Tailandia

The Hunger Games inspira a manifestantes en Tailandia

El saludo de tres dedos se ha convertido en señal de protesta contra el gobierno militar.

Hace seis meses que la junta militar tomó el control de Tailandia por medio de un golpe de Estado, lo que dio a un nuevo tipo de protesta silenciosa inspirada en Los Juegos del Hambre (The Hunger Games). Al igual que los habitantes del Distrito 11, los tailandeses hicieron el saludo de tres dedos para mostrar su oposición al nuevo régimen.

Esta acción prendió focos rojos entre los militares quienes al poco tiempo prohibieron el saludo, las reuniones entre estudiantes, y censuraron cientos de sitios de internet. De acuerdo con algunos manifestantes, la señal de tres dedos tiene como base la trinidad de valores de la Revolución francesa (libertad, igualdad y fraternidad), aunque para otros es un rechazo al golpe de estado y un llamado por los derechos políticos fundamentales. El consejo para aquellos que protestan es “tres dedos, tres veces al día”.

Foto (c) Sakchai Lalit/AP

Durante meses, los manifestantes han desafiado a la junta y, con el lanzamiento de Sinsajo, algunos aprovecharon el día del estreno para protestar en dos cines de Bangkok. Luego de que los dueños del cine decidieran no exhibirla por miedo a las implicaciones políticas, los activistas mostraron su descontento lanzando el saludo y al poco tiempo fueron arrestados.

De acuerdo con Visoot Shutchaidat, jefe de un distrito de policía en Bangkok, los estudiantes sólo fueron invitados para aclararles que la actividad que llevaban a cabo violaba la ley y los instó a dejar de hacerlo. Luego de aclarar la situación los dejaron libres. Se dice también que la policía presionó a los dueños de las cadenas de cine para no exhibir la película.

 

Ante la presión de la junta, los Juegos del Hambre: Sinsajo no se exhibirá en la cadena Apex de Bangkok, aunque no ha sido prohibida por completo. Prayuth Chan-Ocha, lider de la junta militar y ahora primer ministro de Tailandia, expresó que no le preocupan las protestas ni el saludo de tres dedos y aseguró que al arrestar a los manifestantes, los oficiales de policía tienen la instrucción de advertirles por medio de un “ajuste de actitud” y luego liberarlos.

No soy un dictador. Una película es ficción. No la usen en mi contra.

Actualmente, Tailandia se encuentra bajo ley marcial, y para controlar la protesta no sólo ha prohibido el saludo de tres dedos, sino también las reuniones de más de cinco personas, la novela 1984 de George Orwell y los emparedados. Los militares han bloqueado el acceso a cientos de páginas web y cerraron cadenas de televisión que se manifiestan contra el gobierno.

Los policías dicen que no arrestarán a una persona simplemente por hacer el saludo, pero si se trata de una reunión política de más de cinco personas, entonces procederán a detenerlos.