[metroimage ids=”38-281322,38-281326,38-281330,38-281337,38-281339,38-281342,38-281345,38-281346″ imagesize=”large”]

SmartEyeglass, la respuesta de Sony a Google Glass

Unas gafas que pueden correr aplicaciones usando tu teléfono con Android

No hay duda que la fiebre por Google Glass ha bajado en los últimos meses y ahora las compañías se encuentran más preocupadas por usar gafas en tecnologías como la realidad virtual. Sony no quita el dedo del renglón y ha mostrado un prototipo de lentes transparentes llamado SmartEyeglass que toman prestadas muchas funcionalidades de su equivalente en Google, con mejoras en algunas areas

Las SmartEyeglass cuentan con lentes transparentes de 3mm de espesor en donde se puede proyectar información de interés por medio de texto o imágenes en una pantalla monocromática. Tiene acelerómetro, giroscopio y brújula electrónica integrada, así como un sensor de brillo. La cámara con sensor CMOS se encuentra ubicada en el lente izquierdo y permite capturar imágenes de 3 megapíxeles o video VGA.

Para no sufrir por la batería, Sony ha integrado una pila de larga duración aunque asegura que el consumo de energía de las SmartEyeglass es mínimo gracias al uso de la pantalla monocromática. Este es una de las diferencias con Glass, y Sony dice que optar por este tipo de pantalla tiene sus ventajas, como alcanzar un brillo de hasta 1,000 cd/m2.

Las gafas cuentan con un pequeño controlador que se conecta por medio de cable. En este control se encuentra la batería, botones, micrófono y un sensor táctil. Otra es que las SmartEyeGlass dependen de un teléfono con Android ya que las aplicaciones se corren directamente en el móvil y no en las gafas. Estas pueden transmitirse por medio de Bluetooth 3.0 o Wi-Fi 802.11b/g/n.

Sony espera atraer a más desarrolladores con la liberación del SDK. De momento la versión previa permite que las aplicaciones muestren texto o bitmaps, tomar fotos y videos con la cámara, o utilizar los datos del sensor en tiempo real para aplicarlo en experiencias de manos libres o control remoto.

A primera vista el diseño nos recuerda a esas <strike>horrendas</strike> gafas deportivas, aunque se trata de un prototipo que sufrirá varios cambios. El peso del SmartEyeglass es de apenas 77g aunque hay que sumarle otros 44g del controlador.