Para la BBC, si usas VPN deberías ser considerado pirata

Para la BBC, si usas VPN deberías ser considerado pirata

La opinión del medio se suma al debate contra la piratería en línea en Australia.

La BBC, uno de los medios públicos más famosos del mundo, es otro de los actores que se ha sumado al debate presente en Australia en torno a la protección de derechos de autor en el entorno digital. Apenas hace un par de semanas, TorrentFreak reportó que el gobierno de ese país había presentado una propuesta que convertía a los ISP en policías privados de la red. Ahora, el mismo medio señala que la BBC ha enviado sus puntos de vista al gobierno australiano y las noticias no son agradables.

Para este medio británico, es necesario un nuevo esquema que combata a la piratería, en el que los creadores de contenido y los ISP compartan responsabilidades. En particular, la BBC se manifiesta a favor de que sean los ISP quienes “eduquen” a los usuarios que accedan ilegalmente a contenidos protegidos por derechos de autor.

Los ISP deben advertir a los presuntos infractores de derechos de autor -a través de un sistema de notificación gradual- que lo que están haciendo es ilegal y, al mismo tiempo, educarlos acerca de la ley, la importancia de los derechos de autor para financiar el contenido y los servicios que disfrutan y dónde pueden acceder de manera legal al material que quieren.

Además de lo anterior, la cadena reconoce que la evolución de la tecnología ha vuelto más compleja la lucha contra la piratería en Internet. En particular, el documento de la BBC hace referencia al uso de herramientas peer to peer y de redes privadas virtuales (Virtual Private Networks, VPN). Al respecto, la cadena británica considera que quienes hacen uso de estas herramientas y descargan un alto volumen de tráfico deberían ser considerados como sospechosos de consumir ilegalmente contenidos protegidos por derechos de autor:

Es razonable que los ISP tengan la obligación de identificar el comportamiento de sus usuarios que sea “sospechoso” y sea indicativo de que un usuario está cometiendo algún acto que infringe los derechos de autor. Dicho comportamiento puede incluir el uso ilegítimo de herramientas de confusión de direcciones IP en combinación con altos volúmenes de descarga.

Así, la BBC también busca que los proveedores del servicio de acceso a Internet se conviertan en policías del copyright, una tendencia que se está expandiendo internacionalmente de manera preocupante, por el riesgo que supone para la privacidad de los usuarios y para la libertad de expresión en Internet. Lo más preocupante es que la propuesta de este medio británico proponga juicios previos y condene a los usuarios que hacen uso de herramientas útiles como las VPN, incluso de manera legítima.