[metroimage ids=”38-277518,38-277523,38-277528,38-277531,38-277535,38-277538″ imagesize=”large”]

Disney usará drones en su parque temático durante espectáculos y desfiles

Marionetas gigantes, pixeles de luz voladores y un sistema de pantallas de proyección.

La compañía responsable del contenido cinematográfico más ilusionante y memorable de todos los tiempos planea utilizar drones en sus parques temáticos y durante los desfiles utilizando drones. La idea surgió por la necesidad de llevar el espectáculo de la pantalla grande a la vida real.

Recientemente, Disney registró tres patentes con diferentes aplicaciones, las cuales requieren el uso de aviones no tripulados. La compañía, en conjunto con R&D, se encargarán de darle vida a lo inmóvil y brindar un espectáculo inolvidable.

La más interesante de las patentes describe un sistema de control de drones para dar movimiento a marionetas gigantes y que éstas puedan caminar, bailar y hacer casi cualquier cosa, según representa una de las ilustraciones de Jack Skellington. De imaginarlo, no es tan raro que Disney desee darle vida de una manera un tanto “alocada” para las mentes antiguas, a quienes fueron sus personajes más populares en su niñez.

Una de ellas revela pixeles de luz voladores, seguramente para sustituir a los fuegos artificiales, formar figuras con estrellas o recrear alguna escena; también gracias a la tercera y última patente, la cual comprende un sistema de pantallas de proyección, mediante un vuelo programado, que también permite tomar el control durante la función.

Con un poco de imaginación, actitud, ingeniería y el paso de algunos años, lo que Disney planea para las futuras generaciones es factible, aunque las existentes regulaciones para el uso de drones podrían limitar su progreso, sabrán cómo arreglar tan complicada situación con el uso de drones para su beneficio en la industria del entretenimiento.

Si nos dejamos llevar por la creatividad y la imaginación, en el futuro existiría la posibilidad de sustituir la generación de imágenes por computadora en la grabación de una película para disfrutar de los efectos reales. Quizás lo primero que llegue a tu mente es un prototipo real del traje de Iron Man surcando los cielos, aunque por ahora bastará con disfrutar de la ilusión.