Cuatro apuntes sobre Project Cars en PS4 - A primera vista

Cuatro apuntes sobre Project Cars en PS4 - A primera vista

¿Estará la versión de consolas a la altura de sus promesas? Tengo mis dudas.

Poco, muy poco tiempo se nos permitía probar Project Cars en el booth de PlayStation en Festigame. Tan poco que terminar una carrera (aunque en estricto rigor, solo vueltas cronometradas) era misión imposible.

Aún así, esos minutos fueron suficientes para aclarar un par de dudas respecto al proyecto de Slightly Mad Studios.

1. Es un simulador. El primero que recibirá PlayStation 4 de aquí a noviembre, en la consola de Sony llegará a cubrir un espacio hasta ahora no explorado. Sí, existe Need for Speed y en esa fecha existirá DriveClub, pero ninguno de los dos abarca el segmento simuladores, que a falta de Gran Turismo no tiene otro exponente en la nueva generación de Sony.

2. Es exigente en la conducción. Sin saber demasiados detalles sobre la flexibilidad que se pretende implementar en el juego, las opciones por defecto en la demo dejaron claro que esto es por y para los amantes de la conducción precisa. ¿Qué significa esto? Que probablemente el control tradicional -DualShock 4 o el que sea- no serán nunca tan apropiados como un volante de los de verdad. Todos los que jugaron Project Cars en Festigame terminaban invariablemente fuera de la pista, intentando a duras penas volver al asfalto.

project-cars11

3. Nivel de detalle. Uno sabe que un juego de carreras ha sido bien trabajado cuando los modelados lucen bien, cuando la iluminación hace su parte en la ambientación… y cuando los desarrolladores se dan el lujo de meter no una, sino ¡tres! cámaras interiores. Project Cars viene con la cámara del conductor, la vista del copiloto y hasta la vista del que va en el asiento trasero. Interesante y por lo menos curioso.

4. ¿60 cuadros por segundo? Respuesta corta: no. Respuesta elaborada: lamentablemente, todo parece indicar que el juego se quedará en 30 cuadros por segundo y raspando. Por tratarse de un simulador esto parece imperdonable, lo que nos hace pensar que Project Cars en consolas será una bestia muy diferente respecto a lo que pueda salir en PC. Y eso sin considerar que Forza Horizon 2 estaba en el booth de al lado, corriendo a 30 cuadros por segundo y viéndose algo mejor (y con un muestreo de imágenes mucho más suave).

Project Cars saldrá a la venta en noviembre por cuenta de Namco Bandai.