[metroimage ids=”38-269370,38-269373,38-269379,38-269383,38-269385,38-269389″ imagesize=”large”]

Token, una pulsera inteligente que lleva el control de tus finanzas

Utilizando el diseño del FitBit, este concepto busca acabar con el uso de las tarjetas de crédito y fomentar las compras responsables.

Durante los últimos meses hemos visto una carrera por demostrar quien está mejor plantado para enfrentar la batalla en el campo de la tecnología vestible (o wearables). Mientras algunas compañías se enfocan en replicar la experiencia de un teléfono móvil en relojes, otras optan por pulseras que llevan registros de actividades comunes, como ejercicio, alimentación y salud.

En todo este mar de dispositivos ha surgido un concepto de pulsera que sería capaz de llevar el control de nuestras finanzas. Diseñado por la firma de diseño Artifact — responsables de la reciente Lytro Illum — este dispositivo conocido como Token es un Fitbit modificado para  comprar productos, realizar pagos, acceder a nuestro historial financiero  y recibir alertas en caso de que alguna de nuestras cuentas esté por quedarse sin fondos.

La pulsera permite que se configuren varios tipos de cuentas, incluyendo de débito, cheques o crédito así como también tu cuenta de PayPal. La idea detrás del Token es comprar de manera responsable y sencilla. Para asegurar lo primero las compras que realices siempre serán con el dinero que tengas en tu cuenta, esto minimizará el efecto negativo de saturar la tarjeta de crédito en caso de que seas un comprador compulsivo.

En la parte de la seguridad la pulsera cuenta con un sensor de huellas dactilares y requiere de éste y de un número confidencial (PIN) para realizar las operaciones. El Token también sería capaz de transferir dinero a otras personas que cuenten con la pulsera o incluso pedirle a alguien que te haga una transferencia remota.

Lamentablemente no hay planes de llevar este concepto a la realidad, ya que de acuerdo a Craig Erickson, director de diseño de Artefact, el estudio no cuenta con la infraestructura extra que se requiere para realizar las operaciones bancarias. De igual modo se necesitaría que los comercios implementaran esta tecnología para poder pagar con la pulsera.

Erikson comenta que la idea del Token es motivar a otros a que piensen en nuevas aplicaciones para los wearables.