Middle-Earth: Shadow of Mordor - A primera vista #E32014

Middle-Earth: Shadow of Mordor - A primera vista #E32014

El extraño mundo de Talion.

[gallery ids="542918,542919,542920,542921,542922"]

La primera imprsión al entrar a la presentación de Shadow of Mordor fue que en realidad el juego no se parece tanto a Assassin's Creed.

De hecho, el sistema de combate tiene más reminiscencias de la serie Arkham que de la propuesta de Ubisoft. Marcadores varios para contraatacr ataques enemigos y animaciones bien fluídas para la transición entre uno y otro objetivo. Mal que mal, se trata de un juego de acción y WB Games ya tiene en el título de Rocksteady un estilo patentado que bien pueden reutilizar.

Pero lo que marca la diferencia en Shadow of Mordor es el Nemesis System y su aplicación efectiva en los enemigos de Talion. Mordor está plagado de orcos y especies similares, y todos los personajes con cierto set de rasgos específicos que los diferencian entre unos y otros.

La demo conducida por la gente de Monolith giró alrededor de la jerarquía de clases enemigas. Se mostraron cinco jefes, cada uno con su propio equipo de guardaespaldas y también con sus particulares fortalezas y debilidades que requieren de cierta planificación antes de salir a combatir. La propuesta es sencilla y compleja en planteamiento a la vez: se puede ir directamente a por el "jefe", o se pueden ir eliminando sus secuaces uno tras otro, lo que va debilitanto al enemigo en cuanto a su poder de influencia frente al resto gracias a las relaciones que se dan entre ellos.

Una vez delineada el área de búsqueda del objetivo a eliminar, se aplica una u otra estrategia. Para el caso de esta demo, el jefe elegido no tenía debilidades más allá de tenerle terror a un animal en particular, por lo que estrategia no fue otra que subirse a lomo del animalejo y salir tras el rival. Eso sí, el primer intento terminó con Talion fallecido, lo que hizo que el enemigo subiera de nivel y que el tiempo avanzara unas cuantas horas donde la vida de los enemigos en el mundo del juego continúa como si nada.

Al segundo intento, el jefe rival efectivamente recordó la pelea anterior con Talion con un par de diálogos bastante curiosos. Esta vez la lucha resultó a favor del protagonista del juego y, como todos los secuaces habían sido eliminados, no había necesidad de dejarlo vivo para contar la historia y agrandar la leyenda de Talion.

La cabeza del orco explotó cual personaje de Game of Thrones.

Shadow of Mordor se veía bastante bien, y se motraron algunos escenarios algo más coloridos que los conocidos hasta ahora. Temporalmente se ubica entre El Hobbit y el Señor de los Anillos, por lo que habría que esperar algunos personajues familiares de la franquicia, aunque sus desarrolladores por ahora no quisieron entrar en mayores detalles.

El combate en general es bastante sangriento y visceral; en general, calza muy bien con el "espíritu" del Señor de los Anillos que se han impuesto en las varias películas que se han visto. A primera vista, Monolith tiene algo muy interesante entre manos; ojalá no se estropee de aquí a su lanzamiento.