Google ha comenzado a aplicar el derecho al olvido

Google ha comenzado a aplicar el derecho al olvido

Este jueves, el buscador ha comenzado a hacer efectivas algunas de las solicitudes para olvidar personas en Internet.

Hace poco más de un mes, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea determinó que los motores de búsqueda son responsables del manejo de los datos personales de sus usuarios, por lo que deben respetar el derecho al olvido. El caso emblemático fue la disputa de un ciudadano español, Mario Costeja, en contra de Google. El resultado colateral: el señor Costeja es ahora uno de los personajes más famosos de Internet.

Un par de días después del fallo del Tribunal, Google comenzó a recibir las primeras solicitudes de personas que buscaban ser olvidadas. Que se tratara de un pedófilo y un ex político hizo más notorio que el derecho al olvido podría incluso atentar contra la libertad de expresión si se dejaba a criterio de entidades privadas.

Para facilitar su labor, el motor de búsqueda puso a disposición de sus usuarios en Europa un formulario que debe ser llenado por quienes busquen que algunos resultados dejen de ser indexados por Google. Además anunció que las búsquedas mostrarían un aviso que hiciera notorios los resultados que fueron removidos por la aplicación del derecho al olvido.

No se conocía el contenido del aviso hasta hoy, que el motor de búsqueda ha comenzado a cumplir con una pequeña parte de las solicitudes que recibió de sus usuarios europeos. El aviso en cuestión, señala que los resultados de la búsqueda pueden haber sido modificados siguiendo la ley de protección de datos europea. Es algo que Google también ha incluido en los términos y condiciones del servicio:

¿Cómo está implementando Google la reciente sentencia dictada por el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre el derecho al olvido?

(…)Al buscar un nombre, es posible que aparezca un aviso indicando que los resultados se pueden haber modificado de acuerdo con la ley de protección de datos europea. Google muestra este aviso en Europa cuando un usuario busca la mayoría de los nombres, no solo las páginas, que se han visto afectados por una eliminación.

Un portavoz de la compañía aseguró que Google trabaja para cumplir con la totalidad de las solicitudes que ha recibido a través de su formulario web. Sin embargo, dada la cantidad de solicitudes recibidas y debido a que se trata de un proceso nuevo, esto puede llevar algo de tiempo.

Esta semana estamos empezando a tomar medidas sobre las solicitudes de remoción que hemos recibido. Este es un nuevo proceso para nosotros. Cada solicitud debe ser evaluada individualmente y estamos trabajando lo más rápido posible para llegar al final de la lista de espera.

El hecho marca una nueva etapa para Internet, en lo que se refiere a la responsabilidad de los intermediarios. Ahora hace falta conocer las medidas que tomen otros buscadores -si lo hacen- y la cantidad de solicitudes que procese Google. Debido a que el motor de búsqueda ha sido declarado responsable del manejo de los datos de sus usuarios, difícilmente conoceremos las identidades de aquellos que hayan sido olvidados en Internet.