Steve Ballmer quiere comprar un equipo de la NBA por USD$1.800 millones [Actualizado]

Steve Ballmer quiere comprar un equipo de la NBA por USD$1.800 millones [Actualizado]

El co-fundador y ex-CEO de Microsoft está interesado en hacerse con el equipo Los Angeles Clippers.

Todos recordamos a Steve Ballmer como el co-fundador de Microsoft, quien tomó el puesto de CEO luego de la partida de Bill Gates y se retiró del cargo hace poco más de cuatro meses atrás, dejando a Satya Nadella como sucesor en el importante puesto. Pero Ballmer se retiró con los bolsillos llenos de dinero, acumulando una fortuna de casi USD$20.000 millones y como uno de los accionistas más grandes de Microsoft.

Con esto en mente ahora llega la noticia de que el ex-CEO estaría interesado en comprar un equipo de básquetbol de la NBA, más concretamente a Los Angeles Clippers y estaría dispuesto a pagar nada menos que USD$1.800 millones por el negocio, alejándolo de la industria tecnológica y revelando una faceta deportiva suya de la que hasta ahora no se sabía nada.

Sin embargo, pese a las fuertes intenciones de Ballmer por adquirir al equipo de la NBA la tarea para él no será fácil: existen otros competidores que también desean comprar a Los Angeles Clippers y entre ellos se encuentra un grupo de inversionistas liderados por la comunicadora norteamericana Oprah Winfrey, quienes tendrían incluso mayor poder aquisitivo que Steve Ballmer y darán la pelea por quedarse con la propiedad del equipo, en un caso que podría resolverse tan pronto como este lunes 2 junio.

Actualización (30 de mayo 2014): Según reporta el medio estadounidense LA Times, Steve Ballmer habría ganado la puja para hacerse con el equipo pagando USD$2.000 millones, en un dato que de ser cierto será confirmado por fuentes oficiales durante el transcurso de las próximas horas.

Actualización (10 de junio 2014): Nueva información ahora indica que el negocio se habría caído por completo, ya que el dueño de Los Angeles Clippers, Donald Sterling, se habría arrepentido de vender al club y en sus propias palabras “éste no está a la venta”, echando abajo las pretensiones de Steve Ballmer en un caso que aún no está del todo cerrado.