Desarrollan sistema de recarga inalámbrica para implantes profundos

Desarrollan sistema de recarga inalámbrica para implantes profundos

por

Un nuevo enfoque para la carga inalámbrica podría permitir desarrollar implantes más profundos en el cerebro.

Un investigador del Instituto de Neurociencias de Stanford descubrió una manera de cargar dispositivos implantados en lo profundo de organismos vivos, lo que abre las puertas a la fabricación de sensores integrados y de microimplantes, que antes no era posible fabricar.

Se espera que se construyan marcapasos, estimuladores nerviosos y otros dispositivos médicos mucho más pequeños que podrían, por ejemplo, ser implantados en el cerebro más profundamente.

En la actualidad, muchos de estos dispositivos funcionan con baterías de larga duración que finalmente expiran, por lo que se requiere una nueva cirugía para cambiarla.

También existen dispositivos de implante con baterías recargables, las cuales requieren grandes bobinas de recepción en el implante, con al menos un centímetro o más de diámetro, lo que limita dónde y cómo pueden ser utilizados.

El nuevo enfoque, conocido como Mid-field wireless transfer, permitiría que los médicos utilicen más la electrónica y menos los medicamentos para el tratamiento de diversas enfermedades.

“Tenemos que hacer que estos dispositivos sean lo más pequeño posible para implantarlos más fácilmente en lo más profundo del cuerpo y crear nuevas formas de tratar la enfermedad y aliviar el dolor”, dijo Ada Poon, profesor asistente de ingeniería eléctrica en Stanford, en un comunicado.

El dispositivo podría ser utilizados para la estimulación cerebral profunda, con sensores que monitoreen las funciones vitales en todo el cuerpo.

También serviría en los sistemas de administración de fármacos para transportar medicamentos directamente a un órgano objetivo.

La recarga inalámbrica ya existe desde hace algún tiempo, como en los cargadores de smartphones y algunos aparatos médicos implantados bajo de la piel, con los que se utiliza un tipo de onda electromagnética conocida como Near-field waves; pero esta onda no viajan lejos.

La fuente de energía del equipo de Ada Poon emite un tipo particular de onda de campo medio (Near-field waves). Cuando las ondas alcanzan la piel, se propagan en lugar de ser absorbidas o reflejadas, y todo dentro de un rango de niveles de exposición seguro.

Se ha probado la tecnología en un cerdo y  un conejo, y se están preparando para evaluarlo en seres humanos.

Link: Recode.net

También puedes comentar en nuestro foro.