[metroimage ids=”38-149142,38-149143,38-149145,38-149146,38-149149,38-149151,38-149152,38-149154,38-149157,38-149159,38-149160,38-149162,38-149163,38-149165,38-149166,38-149168″ imagesize=”large”]

Samsung Gear Fit, el mejor de su clase [A Primera Vista] #MWC14

El más pequeño de los Gear parece ser también el más llamativo. Acá nuestras primeras impresiones.

Probablemente el Galaxy S5 se llevó toda la atención durante los anuncios de Samsung para el Mobile World Congress. Sin embargo, uno de los dispositivos más interesantes de la feria se presentó con algunos días de anticipación. Se trata de un reloj inteligente destinado a ser el compañero de quienes viven en el ecosistema de productos Samsung y quieren medir su actividad física de forma sofisticada.

Diseño

A primera vista el Gear Fit es, por lejos, el mejor diseñado de todos los nuevos relojes lanzados en la feria. Sí, es plástico, pero se siente bien construido y con una calidad que parece estar muy por encima de la del Gear original. Liviano y compacto, se integra mucho mejor al día a día que sus hermanos mayores, que parecen ser demasiado altos y grandes para ser tomados en cuenta como una alternativa real a la hora de elegir un vestible de diario.

Pantalla

El atractivo más grande de este pequeño dispositivo es su pantalla: una Súper AMOLED curva de 1,84 pulgadas con colores vibrantes y una definición muy buena, que hacen resaltar al Gear Fit entre cualquier otro reloj inteligente. El menú es accesible deslizando el dedo sobre la pantalla del dispositivo, haciéndole además mucho más intuitivo que sus competidores.

Mucha gente dice que el Gear Fit es también un golpe para Apple y sus planes de innovar con una pantalla curva en su supuesto iWatch. Nadie tiene claro si Apple finalmente presentará un vestible, pero es indudable que algo de evolución podría hacer del Gear Fit una real competencia para lo que sea que Tim Cook, Jony Ive y sus muchachos presenten en el futuro.

Monitor de actividad física

Además de todas las prestaciones que normalmente se esperan de un vestible de estas características, el Gear Fit es un monitor de ritmo cardíaco muy bien logrado. La tendencia transversal de la empresa, que está plasmada en su alineación de lanzamientos más recientes, es enfocarse en la salud y el bienestar.

El Gear Fit tiene sólo un problema: la orientación de su pantalla. Sucede que al ponerlo sobre la muñeca izquierda, el equipo queda en una posición muy poco natural para poder mirar la pantalla de forma correcta, por lo que no hay otra opción que usar una posición muy extraña para que tus ojos y la pantalla queden alineados. Una falla gruesa que podría ser resuelta con una actualización de software.

Conclusión

En resumen, el Gear Fit es un gran producto. Tal vez se trata del smartwatch mejor diseñado por Samsung, una compañía que ha dado un golpe a todos los fabricantes mostrando el camino que deben seguir los demás relojes inteligentes. Sin embargo, quedarse con esa idea podría parece algo limitado, considerando que durante 2014 deberíamos ver llegar numerosos relojes de HTC, Apple y otras firmas.

Tanto su diseño como sus nuevas prestaciones inyectan aire fresco a un formato que parecía agotado en su forma actual. De la mano del Gear Fit, Samsung demostró haber aprendido de todos los errores cometidos con el primer Gear. Se nota que hubo trabajo serio ahí y siempre es bueno ver eso.

El Gear Fit se encontrará disponible durante el segundo trimestre en América Latina. A Chile llegó en mayo, haciendo compañía al Galaxy S5.