Comisión Europea busca ponerle freno a las microtransacciones en juegos free to play

Comisión Europea busca ponerle freno a las microtransacciones en juegos free to play

Las autoridades del viejo continente están preocupados por publicidad engañosa en el mercado de juegos gratuitos.

La Comisión Europea está en estos momentos reunida para discutir la situación de los juegos free to play y las microtransacciones incluidas hoy en día en muchas aplicaciones que podrían ir contrarias a las leyes de protección al consumidor existentes en aquel continente.

Según un informe de la comisión, el 50% de las aplicaciones en el mercado incluyen algún tipo de microtransacciones; sin embargo, muchas de ellas se promocionan como “free to play”, lo que de una u otra forma podría ser publicidad engañosa. “Frecuentemente los consumidores no saben que están gastando dinero porque sus tarjetas de crédito se cargan por defecto”, agregando además que “los niños están particularmente expuestos a la publicidad sobre juegos gratuitos, que en realidad no lo son”.

Para algunos personeros de la CE, el tema pasa porque se engaña a los clientes y eso va contra el espíritu de las leyes que favorecen al consumidor. Según Neven Mimica, “la gente necesita estar más y mejor protegida contra los gastos no esperados causados por las microtransacciones”, para lo cual es necesario que las autoridades tanto nacionales como continentales puedan encontrar la forma de frenar la situación y así aumentar la credibilidad del mercado. “Soluciones concretas y lo más rápido posible serán un win-win para todos”, cerró Mimica.

El informe de la Comisión Europea remarca cuatro puntos respecto a las microtransacciones que hoy por hoy están en discusión. Los juegos promocionados como “gratuitos” no deberían conducir a engaño respecto a los costos involucrados. Los juegos tampoco deberían incluir “incentivos” para que los niños compren objetos o le soliciten a un adulto que los haga para ellos. Los consumidores deberían estar bien informados sobre las microtransacciones y estas no deberían activarse por defecto. Y por último, quienes publican los juegos deberían ofrecer una dirección de contacto para los usuarios.

Si bien por ahora la discusión estará enfocada en Europa, será interesante saber las repercusiones que estas medidas podrían tener fuera de las fronteras del viejo continente. El mercado de los juegos free to play, especialmente en móviles, está tomando ribetes bastante oscuros dada la cantidad de juegos y aplicaciones que hoy en día se lanzan prácticamente sin filtro alguno. Por otra parte, esta es la primera vez que autoridades políticas toman cartas en el asunto.

Link: Sitio oficial de la Comisión Europea