¿#Teacuerdasde Motorola Tango 300e?

¿#Teacuerdasde Motorola Tango 300e?

Nueva sección en FayerWayer. Les traemos a la memoria el mítico teléfono celular Motorola Tango 300e.

Lectores de FayerWayer, en el día de hoy estamos en estreno de “sección” nueva. Se trata de #Teacuerdasde. Básicamente consiste en realizar un post mencionando temas, procesos, fenómenos, aparatos, personas, hitos y demás tipos de acontecimientos que a uno le parezca bueno para recordar, puede ser que se trate de algo bastante viejo, o algo que pasó hace poco tiempo y nos parece que ya hace una eternidad de ello, cosa que nos sucede mucho hoy en día en el ámbito tecnológico.

La idea es que recordemos, de forma clara, concisa y sintética, algo que a muchos nos dejó una huella en nuestro corazón geek y friki. Se trata de hacer revivir/recordar viejas cosas que a uno le despierten el interés y, si es posible, una sonrisa ante el estímulo del recuerdo; o por qué no decirlo, hasta una lágrima de alegría y emoción.

Esta sección está pensada para que todos aporten, si quieres colaborar con tu opinión o arrojar algún que otro tema para escribir en la misma. ¿Cómo se puede hacer esto? Fácil, mediante Twitter utilizando el hashtag #Teacuerdasde. O sino, pueden hacerlo en los comentarios aquí abajo.

Motorola Tango 300e

En nuestro primer post decidimos recordar un gadget queridos por varios. Un elemento de defensa personal comunicación que era revolucionario en su época, nos estamos refiriendo al Motorola Tango 300e.

Este aparato – en lo personal – fue mi primer teléfono celular, un equipo que en su momento era un instrumento de tan solamente empresarios y gente que con determinadas características laborales podía adquirir. Algo que marcaba el comienzo de la era de las comunicaciones móviles que conocemos hoy en día. También es conocido como el famoso “ladrillo”, al menos así es como se le dice por estas zonas a dicho dispositivo.

Operaba tecnología CDMA. Sólo sonaba cuando te llamaban y cuando se quedaba sin batería. La pantalla solo servía para ver los números que se marcaban al realizar una llamada, pero no tenía identificador de números.

Recuerdo una anécdota que mi padre me contó sobre esto. Una vez fue a una reunión donde todos tenían ese tipo de celular. De tan “seria” que era la reunión uno jodía al otro llamándolo y cortándole – a escondidas – antes de que pudiese atender. Se armaba un lío bárbaro ya que al no tener identificador, nadie sabía quién era el que estaba llamando.

En la parte inferior solamente está la conexión para la carga de batería. Nada de auriculares ni demás accesorios. Recuerdo que tenía una base para ponerlo a cargar, y además, poseía otra batería adicional cosa que nunca se dejase “en descubierto” al usuario y siempre tuviera una para mantenerse activo y con su smartphone teléfono celular siempre prendido.

En su parte superior puede verse que tan solamente se encuentra un espacio que era para introducir el dedo para realizar el cambio de batería y la antena. Como dije antes, ningún otro puerto para accesorios ni nada de ello. Minimalismo al extremo.

Esta es la primera reseña hecha en esta sección. Espero que haya sido de su interés. ¡Recuerden que ustedes también pueden participar y dar recomendaciones sobre temas a colocar aquí!