Cientificos quieren usar el crowdsourcing para descubrir nuevos antibióticos

Cientificos quieren usar el crowdsourcing para descubrir nuevos antibióticos

ILIAD es un proyecto que busca acelerar el desarrollo de antibióticos.

Josiah Zayner, biofísico y becario de biología sintética en la NASA, ha puesto en marcha el Laboratorio Internacional para la Identificación de Nuevos Medicamentos (mejor conocido como “El proyecto ILIAD“). cuyo objetivo principal es acelerar de manera significativa el descubrimiento de nuevos antibióticos.

Con la participación de Mark Opal, neurobiólogo especializado en el desarrollo de fármacos, Zayner pretende que este proyecto sea sustentado por el mismo público. El papel de investigar y descubrir nuevos antibióticos no solo estará en  instituciones de investigación y empresas farmacéuticas, sino serán otros  científicos ciudadanos quienes pueden llegar a hacerlo, ya sea realizando pruebas con las plantas e insectos que puedan tener propiedades antibióticas. 

Es interesante su propuesta sabiendo que muchos de los antibióticos convencionales fueron hallados de forma similar. Tal es el caso de la penicilina, un derivado de los hongos, que cuenta con efectos antibióticos y que fue descubierto por el científico Alexander Fleming. 

Mark Opal cree que el crowdsourcing tiene el potencial para darle ventaja a este proyecto, llegando a ser una gran alternativa, más aun tomando en cuenta que el desarrollo de antibióticos ha decrecido los últimos años.

“Cuando Josías primero me habló de esta idea, pensé que era una tontería, porque sé lo difícil que puede llegar a ser el desarrollo de fármacos“, dice Opal.

Se puede participar en ILIAD patrocinando su desarrollo en Indiegogo. Por USD$42, se puede adquirir un kit de prueba básico. Por $500, te darán un kit diseñado para todo un grupo de estudiantes. Solo queda buscar muestras para hacer nuestra prueba, prepararla y colocarla en la placa junto a una bacteria E.coli. Si la muestra es rodeada por un anillo blanco significa que es capaz de frenar el crecimiento de la bacteria. En caso de éxito, se podrá enviar la muestra a los laboratorios, la cual pasara por un grupo de colaboradores científicos para su verificación y estudio posterior.

Con parte del dinero recaudado, Zayner y Opal pretenden crear un sitio web interactivo con una base de datos y un mapa de las sustancias que han sido probadas. “Crecí durante el movimiento del software de código abierto, y la computación fue completamente cambiado por eso. Quiero que la ciencia funcione de la misma manera. Imagínese los avances que podríamos tener si la ciencia está a disposición de todos.” dijo Zayner. 

LinkIndiegogo