El IFAI ya investiga presunto espionaje electrónico en México

El IFAI ya investiga presunto espionaje electrónico en México

Hace meses un estudio canadiense detectó la presencia de un software espía en servidores de Iusacell y una filial de Telmex, mismo que podría capturar todas nuestras llamadas y actividades en internet

Luego de revelarse Prism, el programa de espionaje que ha dejado mal parado a Estados Unidos, el tema de la invasión a la privacidad de los usuarios sigue caliente y en países como México ya hay reportes que indican que dos empresas de telecomunicaciones podrían estar espiándonos.

De acuerdo a un reporte del diario El Economista, hace algunos meses se detectó la presencia de un software de espionaje llamado FinFisher. Este programa sirve para monitorear las actividades de los usuarios por medio de su smartphone o computadora personal. FinFisher puede grabar las llamadas, correos electrónicos, mensajes de texto, actividad en redes sociales y más, dependiendo del medio por el que decida espiarse al usuario.

El hallazgo fue hecho por el grupo Citizen Lab de la Universidad de Toronto, quien publicó en un estudio que encontró FinFisher en las empresas mexicanas Iusacell PCS (instalado en un servidor de Malasia) y Uninet S.A. de C.V., esta última filial de Telmex dedicada a brindar servicios de internet corporativo. La presencia del software alertó a organizaciones civiles, quienes pidieron la intervención del Instituto Federal de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos (IFAI, ese que desconoce Peña Nieto).

Si bien el hallazgo de FinFisher en México y otros 23 países del mundo no es suficiente para concluir que es usado por el gobierno para espiar a la gente, los activistas pidieron al IFAI que iniciara una investigación, misma que ya se puso en marcha de acuerdo a un comunicado emitido por la institución gubernamental.

Telmex niega espiar a sus usuarios

De las dos afectadas, Telmex negó contar con el software instalado y argumentó que Uninet no utiliza ni promueve las prácticas como las que se refieren a través de FinFisher, aunque la empresa ya recibió el requerimiento del IFAI. El organismo gubernamental dijo que el siguiente pasó será hacer un análisis de la información para ver si procede iniciar un proceso de verificación a ambas compañías.

El tema del espionaje no es nuevo, de hecho sería ingenuo pensar que nadie intercepta llamadas o monitorea cualquier otro tipo de comunicación entre los mexicanos. Hace poco más de un año recuerdo haber leído un reporte de lo sencillo que resulta espiar a la gente; solo basta darse una vuelta por Tepito, uno de los barrios más famosos de México, para encontrar todo tipo de servicios y/o dispositivos para espiar a quien deseemos.

Otro artículo del diario 24 horas, publicado en abril de 2012, también ofrece detalles de precios y tipos de dispositivos para espiar conversaciones telefónicas o monitoreo de celulares. Por último un artículo del semanario Proceso publicado en marzo de este año, detalla cómo varios activistas fueron víctimas de espionaje.

Los primeros reportes de FinFisher tienen más de tres meses, siendo los defensores de derechos humanos los más afectados. Tal parece que el incidente de EEUU fue factor para poner en marcha la investigación hasta este momento.

Link: IFAI inicia verificación de espionaje electrónico en México (El Economista)