Apple se defiende ante la corte asegurando que no fijó los precios de los ebooks

Apple se defiende ante la corte asegurando que no fijó los precios de los ebooks

El Departamento de Justicia de EE.UU. acusa a la compañía de conspirar con las editoriales para subir los precios de los libros electrónicos.

Hoy se realizó una de las primeras audiencias del caso del Departamento de Justicia (DoJ) de Estados Unidos contra Apple, donde se acusa a la compañía de Cupertino de ponerse de acuerdo con las editoriales para fijar los precios de los ebooks, subiendo su valor en el mercado.

El DoJ presentó varias interpretaciones a partir de citas de documentos, donde Apple aparentemente discute formas de subir los precios de los libros electrónicos no sólo en su plataforma, sino en toda la industria. La firma de la manzana se defendió asegurando que no actuó en el interés de las editoriales y que sus comunicados habían sido sacados de contexto.

Este caso comenzó en abril de 2012, cuando se acusó a Apple de concertar con cinco de las mayores editoriales el alza de precios de los ebooks en el mercado. Apple habría utilizado dos fórmulas para lograr esto: el “modelo de agencia”, donde es la editorial la que fija el precio y no el vendedor, y una cláusula especial en los contratos, donde Apple sólo podía bajar el precio al nivel más bajo que estuviera vendiendo otro vendedor el mismo producto.

Según el DoJ, el vicepresidente senior de software y servicios de Apple, Eddy Cue, actuó como jefe de una conspiración de este colectivo que hizo que los precios de los libros electrónicos subieran desde los USD$9,99 a los que los vendía Amazon a los USD$12,99 o USD$14,99 que vemos actualmente.

Usando las dos fórmulas mencionadas anteriormente, más la cooperación de cinco de las editoriales más grandes de Estados Unidos, forzaron a Amazon a subir también sus precios. Según el DoJ, las editoriales habían estado tratando de subir los precios por sí mismas anteriormente, pero no habían tenido buenos resultados. La solución al “problema de Amazon” que aparece mencionado en un correo, fue Apple.

El abogado jefe de Apple, Orin Snyder, aseguró que el gobierno está sacando de contexto las citas y que gran parte de ellas fueron sacadas de “reuniones introductorias y sesiones de brainstorming”, donde Eddy Cue simplemente estaba sugiriendo soluciones para que las editoriales se sumaran a la nueva iBookstore.

El abogado criticó la aplicación de la ley antimonopolio, ya que en ese momento Apple estaba tratando de entrar a un mercado que estaba siendo dominado por Amazon. También detalló las dificultades de las negociaciones con las editoriales antes de llegar a un acuerdo, indicando que algunas editoriales rechazaron la oferta.

“Apple necesitaba lanzar un negocio, no una conspiración”, aseguró Snyder, afirmando que “el interés de Apple y las editoriales no estaba alineado”.

El juicio continuará durante las próximas tres semanas, donde declararán personajes como Eddy Cue y el CEO de la editorial Penguin, David Shanks.

Link: Apple calls e-book price fixing case “bizarre”, says DOJ is being unfair (ArsTechnica)