NB Labs: Castlevania: Lords of Shadow - Mirror of Fate

NB Labs: Castlevania: Lords of Shadow - Mirror of Fate

Alucard sobrevive a la muerte, al tiempo, a poderosos enemigos...pero es incapaz de sobrevivir una caída de tres pisos.

Plataforma: Nintendo 3DS
Desarrollador: Mercury Steam
Distribuidor:Konami

Antes que otra cosa suceda, sepan que a continuación hay algunos spoilers que son necesarios para poder explicar varios puntos, obviamente no les contaré nada del final pero desafortunadamente tendré que adelantarles algunos detalles importantes.

Inicio del Spoiler

Castlevania: Lords of Shadow – Mirror of Fate relata la triste historia de la familia Belmont vista desde la perspectiva de los descendientes de Gabriel Belmont (Drácula), ellos son Trevor Belmont y Simon Belmont.

Trevor fue escondido por su madre Maria a petición de la hermandad para evitar que Gabriel tuviera acceso a él y así pudiera convertirse en una amenaza igual que su padre. Durante toda su niñez, Trevor estuvo resguardado por la hermandad, quien lo entrenó para ser un guerrero igual de poderoso que su padre, con la esperanza de que un día él pudiera acabar con el señor de la oscuridad (dicho de otra forma, matar a su propio progenitor). Todo esto ocurre antes de Castlevania: Lords of Shadow.

¿Cómo es que la hermandad sabía que Gabriel se convertiría en un monstruo peor que los Lords of Shadow? Por un espejo (el "mirror of fate") que les mostró el futuro de Gabriel.

Décadas después, Trevor, ya casado con Sypha se entera de la terrible verdad de su familia y decide enfrentar a Drácula. Al partir deja instrucciones precisas a Sypha de que huya con Simon en caso de que no regrese, quien tiene unos 8 o 10 años de edad. Trevor falla en su misión y tanto Sypha como Simon quedan desprotegidos. Esto eventualmente lleva a una tragedia más donde Sypha sacrifica su vida para la salvar la de Simon. Años después, unos 30, Simon decide vengar la muerte de sus padres y se traslada hasta el castillo de Drácula para encararlo.

Fin del spoiler

La aventura de Mirror of Fate se divide por capítulos, y en cada uno tomas el control de un personaje diferente, con lo que puedes ver la trama desde varias perspectivas. Esto resulta muy interesante, ya que cada personaje aporta detalles muy ricos a la trama, y te permite entender mejor lo que sucedió dentro y fuera del castillo. Asimismo, puedes ver por cada personaje un final diferente, y en caso que completes el juego al 100% se te permitirá ver una escena adicional que de alguna manera liga estos eventos con Castlevania Lords of Shadow 2 (aunque tampoco es la gran cosa).

Una mezcla interesante

Mirror of Fate adapta el motor de Castlevania Lords of Shadow con los algunos de los elementos e ideas 2D que Koji Igarashi acostumbraba incluir en todos sus juegos. En general el resultado es bueno, pero de pronto, tal y como sucedió como con su predecesor, empiezan a surgir una gran cantidad de detallitos que van sumando puntos malos en su contra.

Como en otros Castlevania 2D, la idea es recorrer el castillo de Drácula matando enemigos y jefes con la adición de los rompecabezas similares a los que hay en Lords of Shadow. Por momentos el juego te permite hacer “finishers” a los enemigos que son animaciones especiales para rematarlos de manera un tanto espectacular; en otras ocasiones te pedirá participar en quick time events (QTE), ya sea para matar un jefe o escapar de alguna situación peligrosa; y en otras simplemente pondrá a prueba tus reflejos en ciertos recorridos.

El control no es del todo malo, pero a veces controlar a Simon, Trevor o Alucard se vuelve complicado, en parte por la física del juego y en parte por la espantosa palanca análoga del Nintendo 3DS.

Si pudieras usar el pad digital en lugar de la palanca análoga probablemente tendrías mejor control del los personajes; de hecho, me atrevo a decir que la jugabilidad mejoraría considerablemente. Por desgracia, esto no sucede así y el pad solo se utiliza para seleccionar magias e ítems.

La pantalla táctil rara vez la usas aunque es muy útil para estar revisando tu mapa constantemente. A diferencia de los otros juegos de la serie 2D donde el mapa te muestra el castillo en general o el nivel completo donde te encuentras, aquí te muestra solamente el área donde estas parado: como la torre principal, la cocina, la terraza, etc. Lo bueno de este mapa es que te indica las entradas, salidas, fuentes para recargar tu magia, energía y secretos del área.

Moverse por los niveles no es muy complicado aunque la palanca análoga le agrega cierta dificultad. Mirror of Fate ofrece unas maquinas teletransportadoras que te permiten viajar más rápido entre un lugar y otro, pero lo recomendable es que no las tomes para que puedas ir descubriendo los diversos ítems y secretos que van quedando el camino.

Los combos fueron adaptados para esta perspectiva 2.5 D, básicamente lo único que se hizo fue cambiar la dirección del ataque que era horizontal (de área) por un ataque vertical pero que de igual forma tiene mayor rango que el ataque frontal directo. Muchos de los movimientos que recuerdas de su predecesor están presentes y se ejecutan de la misma manera.

Un detalle que encuentro desesperante es el de la física de los personajes, particularmente la de Alucard. De Simon se entiende que, como para con Gabriel en Lords of Shadow, si cae de una gran altura se mate. Es odioso que esto suceda; pero lo que me resulta incomprensible es que Alucard muera con la misma facilidad a pesar de sus poderes vampíricos, que por cierto, son parecidos a los que utiliza en Symphony of the Night.

Un deleite para los ojos

Algo que me sorprendió gratamente fue que los chicos de Mercury Steam se dieron a la tarea de diseñar un castillo enorme, con prácticamente todos los sitios que estamos acostumbrados a ver.

Mirror of Fate presenta de los mejores gráficos que se han visto en el Nintendo 3DS, y sin duda es de los títulos que mejor aprovecha el 3D de portátil. Paradójicamente, es una pena que este juego que luce tan increíble tenga que jugarse sin el efecto 3D, y es que independientemente del dolor de cabeza que te provoca esta opción, la acción inherente a un juego de este tipo te obliga a estar presionando botones y moviendo la palanca todo el tiempo, lo que hace que se vuelva complicado mantener la pantalla fija, lo que resulta en que el 3D se vaya perdiendo (solo es recomendable que lo uses en las cut scenes).

El diseño de los niveles es muy imaginativo y está cuidado hasta el último detalle. Es difícil encontrar dos habitaciones que sean iguales, e incluso dentro de la misma área procuraron agregar diversos elementos hechos específicamente para esa zona.

En lo que toca a los jefes, debo decir que su diseño es bastante creativo, aunque decepciona un poco el hecho de que su número sea tan reducido, dejando solo un par con dimensiones épicas. Hay una succubus que ofrece un poco de fan service pero en realidad la pelea no es muy complicada; me es triste decir que en el “departamento de los jefes bad ass” quedaron a deber mucho, aunque –SPOILER ALERT– Las dos peleas contra Drácula son un poco más emotivas.

Ahora bien, comprendo que los escenarios tienen muchos elementos únicos y que el nivel de detalle sea bastante elevado para el portátil del que estamos hablando, pero creo que eso no justifica los horribles tiempos de carga. A veces el tiempo de espera entre una escena y otra alcanza los 10 segundos y sé que suena exagerado, pero una de las maravillas de usar un medio como la tarjeta de memoria es justamente el de reducir los tiempos al mínimo, no hacerlos más extensos.

Una obra clásica instantánea

La música siempre ha sido otro factor fundamental en la serie de Castlevania y el trabajo hecho para Mirror of Fate no decepciona. Los temas para el juego siguen el mismo concepto que se usó para LoS, por lo que encotramos temas clásicos con una gran orquesta que te emocionan, sobre todo en las peleas contra los jefes.

Un detalle que no me agradó mucho es que al igual que en LoS, la música es aleatoria y lo mismo puedes escuchar un tema en la terraza que las celdas o las minas. Sí, la música vale mucho la pena, pero ojalá se hubiera esforzado en crear un tema exclusivo para cada uno de estos sitios.

Directo a tu colección

Como juego de acción es bueno y si nunca has jugado un Castlevania igual vas a pasar un buen rato. Si eres fanático de la serie y planeas comprar Lords of Shadow 2 necesitas jugar Mirror of Fate ya que aquí se explica el origen de Alucard (que es bastante fácil de deducir) y te ayuda a comprender un poco mejor la actitud de Drácula (Gabriel) ante la vida. No lo justifico, pero al menos entiendes un poco el porqué de su amargura.

Hay un asunto que me preocupa muchísimo y es el de la cámara. Su predecesor, LoS, sufrió muchísimo por este asunto; de hecho, había lugares donde la cámara te traicionaba y resultaba en un auténtico dolor de muelas el poder avanzar; y aunque usted no lo crea, este juego, que es 2D, también sufre por la cámara y no faltan los momentos en los que te traiciona o te deja muy poco tiempo para reaccionar. Si esto ocurre en un juego 2D no quiero imaginar lo frustrante que será jugar Lords of Shadow 2, si es que dicho problema no se corrige.

En promedio te esperan unas buenas 10 horas de aventura, 15 si no eres muy bueno para resolver los puzzles y te dedicas a recoger todos los secretos pero MUCHA ATENCIÓN por favor: si quieres ver el final secreto en la primera vuelta (es decir, al terminar los tres capítulos del juego) antes debes encontrar todos los secretos de la batalla final de cada capítulo. De lo contrario, tendrás que acabar el juego para después seleccionar individualmente a cada personaje y así ir a buscar todo lo que te faltó.

Lo imperdible:

– Los increíbles gráficos y efectos 3D.
– La trama que une los eventos de Lords of Shadow con Lords of shadow 2.
– La sorprendente música creada específicamente para el título.

Lo impresentable:

– Los tiempos de carga que son atroces.
– La física de los personajes.

¿Qué significa esto?