Google Keep vs. Evernote vs. OneNote vs. SimpleNote ¿Cuál es mejor?

Google Keep vs. Evernote vs. OneNote vs. SimpleNote ¿Cuál es mejor?

Al igual que elegir el mejor entre cualquier categoría de aplicaciones, depende del uso que le queramos dar.

Ayer nos enteramos del debut de Google Keep, un servicio para tomar notas y crear listas que se sincronizan en la nube para acceder desde diversas plataformas.

Sin embargo, no es el primer servicio con estas características, pues desde antes que ya existían programas como Evernote o OneNote, por lo que cabe preguntarse cuál es el mejor servicio. O quizá, es más adecuado preguntar "¿Que servicio se adapta de mejor forma a lo que necesito?"

Google Keep (gratis)

El nuevo servicio de Google es el último que ha debutado de los programas para tomar notas. Uno puede adjuntar imágenes, crear listas simples y cambiarle los colores a las notas. Casi nada más.

Se podría decir que el servicio es bastante simple y sencillo, por lo que es ideal para personas que requieren simplemente una forma básica para tomar notas y posteriormente recordarlas, para nada más.

El servicio se puede utilizar desde su página web, o desde su cliente para Android. Si bien no cuenta con clientes para otros sistemas operativos móviles como iOS o BlackBerry (o Android inferior al 4.0.3), la página web de Keep mantiene la misma funcionalidad que la aplicación nativa para Android.

Evernote (gratis, y servicio Premium a US$ 5 mensuales)

Evernote es el peso pesado de los programas para tomar notas en la nube. Uno no sólo puede enriquecer el texto cambiándole su tipografía y colores, sino que además adjuntarle grabaciones de audio, imágenes, páginas web, archivos y documentos.

También tiene integrado un lector de documentos PDF, las notas se pueden sincronizar con otros usuarios para trabajar colaborativamente, se pueden geolocalizar, etcétera. Si lo que requieres es una herramienta muy poderosa –y por lo mismo bastante pesada– Evernote es lo ideal para ti.

Sin embargo, donde realmente se destaca Evernote es en su gran variedad de clientes para muchos sistemas operativos y dispositivos: Lo puedes encontrar para iOS, Android, Blackberry, Windows Phone y WebOS; como también para computadores Mac OS X, Windows, y la interfaz táctil de Windows 8; y como extensión para Safari, Chrome, y Firefox.

MS OneNote (US$ 69,99)

La aplicación nació junto a Office, la suite ofimática de Microsoft, y en cada versión se ha ido fortaleciendo más hasta hoy en día ser prácticamente un procesador de texto rudimentario y una poderosa herramienta que si no tuviera que competir contra el hecho que Evernote es gratis, probablemente ganaría holgadamente.

En los puntos que se destaca OneNote por sobre Evernote se encontraría el hecho que el servicio de Microsoft está completamente integrado a SkyDrive y a Outlook, lo que significa que es muy fácil compartir las notas con colaboradores a través del disco duro virtual de SkyDrive, o a través del correo electrónico gestionado con Outlook.

Por lo mismo, es la opción ideal para personas que trabajan en grandes proyectos, pues OneNote tiene más facilidades para administrar grandes volúmenes de información de las notas creadas por sus usuarios. Mientras que cuando Evernote es gratis sólo te permite gestionar y sincronizar 60 MB de información, OneNote usa los 7 GB disponibles de SkyDrive (o 25 GB si lo solicitas).

OneNote tiene clientes para Windows Phone, iOS y Android; y como es de esperarse, para computadores con Windows.

SimpleNote (gratis)

La aplicación es casi el polo opuesto de Evernote o OneNote, pues es un programa para tomar anotaciones bastante simple. Las notas se guardan en un texto plano, sin ningún tipo de formato, y ordenadas por nombre y fecha de creación. No tiene siquiera la opción de grabar la nota –pues todo se guarda automáticamente y de una forma muy rápida, casi en tiempo real– o de ponerle un título.

Sin embargo, SimpleNote cuenta con una muy robusta comunidad de desarrolladores que han creado decenas de diversos plugins, clientes y programas que se conectan al servicio, por lo que es más sencillo ingresar a la página de descargas de SimpleNote para encontrar el cliente adecuado para tus necesidades.

En resumen, ¿cuál es la mejor aplicación para tomar notas? Depende, si estás trabajando en un gran proyecto con mucha gente y debes administrar toneladas de información, OneNote; si necesitas una herramienta poderosa para tomar notas en clases o en tu trabajo, Evernote; y si necesitas tomar notas de una forma sencilla y ocasionalmente, más que nada como recordatorios, Keep (SimpleNote sería el ideal si eres un desarrollador con ganas de ensuciarte las manos y con mucha curiosidad).