En Noruega, a nadie se le permite monitorear a quienes comparten archivos en la red

En Noruega, a nadie se le permite monitorear a quienes comparten archivos en la red

La única compañía que tenía permiso para hacer seguimiento por la red perdió su licencia y esta no fue renovada por el gobierno.

En el país del norte de Europa, existe una firma de abogados de nombre Simonsen que tenía permiso del gobierno para monitorear a quienes compartían archivos de forma “ilegal” a través de la red, y registrar sus direcciones IP. Entre otros, Simonsen tenía en su cartera a la famosa MPAA.

Sin embargo, la licencia emitida por el gobierno de Noruega expiró en marzo de este año, y no les fue renovada, lo que significa que Simonsen no puede continuar con su monitoreo y seguimiento de lo que la gente comparte. Y como era la única compañía con una licencia para realizar estas controversiales acciones de monitoreo, en Noruega hoy hay una especie de chipe libre al respecto.

“Cuando nadie está autorizado a procesar datos personales con el fin de detener las infracciones al copyright, se debilitan las posibilidades de los dueños de las licencias para proteger sus intereses”, dijeron en Simonsen, esperando que la situación se resuelva de forma favorable para ellos en el futuro. Desde la oficina gubernamental encargada del tema dicen que están abiertos a otorgar una nueva licencia en el caso de que se cree un grupo “antipiratería”, pero hasta la fecha ni siquiera se han iniciado los trámites burocráticos para crear dicho grupo.

Como sea, este es otro golpe (y van) para la MPAA, RIAA, y todas las organizaciones que siguen en su particular caza de brujas alrededor del globo.

Link: BitTorrent Bonanza: Monitoring File-Sharers Forbidden in Norway (Torrent Freak)