Se cierra un ciclo: Nokia despide al grupo de desarrollo Maemo / MeeGo

Se cierra un ciclo: Nokia despide al grupo de desarrollo Maemo / MeeGo

Justo el día de la actualización del N9 a la PR 1.3, silenciosamente se pone fin al proyecto.

Se sabía de antemano que la división de desarrollo de sistemas operativos in-house de Nokia tenía una fecha de vencimiento debido a las decisiones tomadas por el CEO de la finlandesa, Stephen Elop. El salto a Windows Phone deja varias víctimas en el camino, y hoy se sumó una más: Los integrantes restantes del equipo de desarrollo de MeeGo han dejado el edificio de Nokia hoy, justo tras liberarse la actualización a PR 1.3 para el N9.

Se acaba así la historia de uno de los sistemas operativos más subvalorados por parte de la industria en general, y por su propia compañía madre, la que definió dejar partir a todo este talento para buscar soluciones de terceros.

Sotiris Makrygiannis, Director del desarrollo de MeeGo, había anunciado hace algún tiempo que dejaría sus funciones en Nokia durante Agosto de 2012; sin embargo, hoy realizó una sentida y sorpresiva despedida a través de Twitter anunciando que este sería su último día en la finlandesa tras más de una década trabajando en ella.

En una serie de Tweets — unidos para que puedas leerlos de forma sencilla — Makrygiannis expresó su sentir respecto a esta esperable situación.

“Después de 12 años en Nokia es tiempo de decir adiós. Es mi último día pero me voy sabiendo que creamos un teléfono legendario, el N9, y lo intentamos fuertemente. De hecho, hicimos más dispositivos, N810, N800, N900 e incluso estuve ahí cuando el N770 nació.

Reclutamos talento top de Linux alrededor del mundo. Desde las junglas de Brasil, los barrios pobres de la India, las ciudades gélidas del norte… La gente Nokia de MeeGo fuimos/somos los mejores tipos para trabajar. 

Recuerdo los ojos llenos de pasión, soñando ser el futuro de Nokia. Deseando quedarse trabajando durante los fines de semana y cortar vacaciones para asegurar calidad, los momentos divertidos y el espíritu de equipo que jamás podría olvidar. Aprendimos mucho, Nokia era un gran lugar para trabajar. Lleno de ideas. Ingenuo, quizás.

La comunidad que quería un teléfono movido por Linux con un diseño cool. Una comunidad Linux a la que yo estaba feliz de servir y trabajar para ellos.

Recuerdo el 11 de febrero de 2011. Estaba en San Francisco, y era medianoche mientras miraba la transmisión relativa a la estrategia. Que noche más amarga fue esa, pero también fue un nuevo comienzo.

Esto debía ser dicho. El equipo MeeGo en Nokia fue el primero en crear y publicar aplicaciones de Windows Phone. 25 de ellas en 4 semanas. Aprender rápido / adaptarse. Esto también debe ser destacado: El compromiso por no saltar de esta plataforma y respaldarla llevando adelante 3 actualizaciones en 9 meses.

Para todos ustedes, clientes leales de Nokia y felices usuarios del N9. Para todos los que contribuyen con Linux… Gracias una vez más. Volveremos para servirlos.

Para aclarar. A) Sí, estoy muy triste. B) Un pequeño pero valioso equipo está escuchando 🙂 Espero que entiendan lo que significa.

Nota especial: No se deshagan de su N9 después de algunos años. Consérvenlo. Nokia tiene 120 años de historia, en 15 años — predigo — tendrá mucho más valor.”

Se cierra además la historia de una serie de equipos realmente interesantes que fueron desarrollados para la masividad, pero terminaron siendo adoptados por un público bastante especial que hoy queda en la más grande de las incertidumbres respecto al futuro que le espera a este equipo, que — perfectamente — podría haber sido de ser soportado por Nokia a contar de hoy, aunque pasarán años antes que deje de ser movido por una comunidad que, de forma activa, sigue creando sobre esta plataforma, mejorándola y ampliándola cada día más.

Bueno, lo mantuvieron vivo hasta el último día… ¿No es acaso una excelente forma de cerrar un ciclo?

¿Tuviste — o tienes —  algún equipo basado en Maemo o MeeGo? Cuéntanos qué tal resultó tu experiencia con estos sistemas operativos que, en definitiva, ya comienzan a decir adiós de forma definitiva desde el interior de los HQ en Espoo.