Conseguir energía solar en el espacio: Un proyecto cada vez más real

Conseguir energía solar en el espacio: Un proyecto cada vez más real

Los científicos siguen con la mirada puesta en el espacio con la idea de aprovechar mejor la energía solar y encontrar una forma efectiva de transmitirla a nuestro planeta

Hace ya mucho tiempo que la idea de conseguir energía del sol en el espacio está en la mente de los científicos. Es más, Japón ya expresó hace años el deseo de tener una planta solar en el espacio. Y ahora un equipo de la Universidad de Strathclyde (Escocia) presentó el proyecto de un prototipo de satélite solar al que han llamado SAM (Self Inflating Adaptable Membrane).

¿Cómo sería SAM? Este prototipo estaría formado por una estructura ultraligera que dispondría de decenas de espejos reflectores y concentradores de la luz solar. Tamaño: El de un paquete cuadrado de 10 cm de lado como mucho.

Problema con el que se encuentra este proyecto: La forma de transmitir a tierra esa energía. Parece ser que si lo hacen a través de tecnología láser, en el caso de que fuera demasiado potente podría… ¡cortar las alas de un avión!

Así que se sigue pensando en la transmisión inalámbrica, que no se sabe lo eficiente que será, pero que al menos es posible las 24 horas del día.

Otra de las cuestiones que se barajan en cuanto a objetos de este tipo, es lo que cuesta poner en órbita el kilo de satélite… unos 800.000 euros (cerca de un millón de dólares). Y también está la cuestión de la basura espacial y los micrometeoritos, que pueden acabar con una inversión de millones de dólares.

Pero ¿por qué nace ese interés en almacenar y recoger la energía del sol directamente en el espacio? Cuestión de eficacia: No hay noche, no hay invierno, no hay nubes. Solo energía solar todo el tiempo.

Objetivo de esta tecnología en el espacio: En un primer momento, esta energía sería muy útil para abastecer zonas a las que es muy difícil acceder, como unidades militares o áreas de catástrofe, en las que cada hora cuenta. También piensan que sería una solución para proporcionar energía a las misiones de los vehículos Rover a Marte o a la Luna.

Por otra parte, la necesidad de conseguir energías limpias e inagotables cada vez es más apremiante. Según la Agencia Espacial Europea (ESA), en el año 2020 Europa necesitará unos 500 GW de energía y una planta nuclear produce cerca de 1 GW.

Resumiendo: Quedan aún muchos puntos por solucionar antes de que proyectos como estos se hagan realidad, aunque cada vez se avanza un poco más para que sea posible.

Link: Energía solar desde el espacio: Un paso más cerca del sueño de la fuente de energía inagotable (Madri+d)