Cinco imperdibles e impresentables del Samsung Galaxy S III

Cinco imperdibles e impresentables del Samsung Galaxy S III

por

¿Bueno? ¿Malo? ¿Qué le faltó? Recogemos las impresiones de la gente en las redes sociales sobre el lanzamiento del nuevo equipo tope de línea de Samsung.

Hace un par de horas fue lanzado oficialmente el Samsung Galaxy S III, causando reacciones mixtas entre quienes amaron sus nuevas características y los que esperaban algo más. ¿Qué faltó? ¿Qué te sorprendió?

Los Imperdibles

  • Reconocimiento de voz ¡en español! Porque se anunció un asistente personal que entiende la voz humana, muy al estilo de Siri de Apple, pero más inteligente gracias al soporte para el idioma español en dos sabores: europeo y latinoamericano, algo de lo que el iPhone 4S no goza.
  • Seguimiento ocular. Acá la idea es completamente nueva y nos tomó por sorpresa, así que un aplauso en ese sentido para Samsung. El objetivo de la función es que el teléfono sepa cuando estamos mirando la pantalla, para prenderla o apagarla en forma automática y sin intervención según el uso que le estemos dando.
  • Cargador inalámbrico. Pese a que la tecnología existe hace un buen tiempo, se agradece la implementación en un teléfono insignia como el Galaxy S III. Seguramente después de esto veremos más modelos y fabricantes adoptando la tecnología, lo que ayudará a reducir el costo de ella para la comodidad de todos nosotros.
  • S Beam. Se trata de la versión renovada de Beam, tecnología estrenada en el Samsung Galaxy Nexus tiempo atrás. Acá la idea es que los usuarios de los Galaxy S III puedan compartir contenidos masivos entre ellos con gran velocidad y simpleza, al tener que hacer nada más que acercar sus dispositivos para iniciar el traspaso. La promesa es mover 1GB en 3 minutos. Nada mal.
  • Autonomía energética. La promesa en este sentido es grande: aumentar la batería desde los 1650mAh vistos en el Galaxy S II hasta los 2100mAh del nuevo Galaxy S III, lo que sumado al anuncio de que la plataforma interna con procesador de cuatro núcleos Exynos 4 Quad consumirá un 20% menos, debiera resultar en una independencia energética mucho mayor a la vista en modelos anteriores de Samsung.

Los Impresentables

  • 1GB de memoria RAM. Muchos esperaban 1.5GB o hasta 2GB, expectativas altas pero que podrían hacerse necesarias para la gran cantidad de funciones que estrenará el teléfono, como por ejemplo la visualización de videos a la par de la navegación web, todo en la misma pantalla.
  • Cámara de 8 megapixeles. Se creía que con el lanzamiento del Nokia PureView 808 de 41 megapixeles y una industria móvil que se mueve hacia los 12 megapixeles, Samsung iba a estar a la altura con el Galaxy S III, sin embargo, la compañía decepcionó un poco en este sentido, aunque anunció un sensor retroiluminado para la cámara y gran velocidad de disparo en ráfaga, lo que debiera compensar la falta de megapixeles.
  • Pantalla que no es Full HD. El Galaxy S III tiene un panel con resolución de 1280×720, al igual que el Galaxy Nexus presentado el pasado año 2011, por lo que se esperaba un avance en este ámbito donde los 1080p estuviesen presentes, algo que finalmente no ocurrió.
  • No se estrenó un servicio de almacenamiento en la nube. Durante mucho tiempo pensamos que Samsung iba a lanzar un servicio de almacenamiento masivo de datos en la nube de Internet a la par con el Galaxy S III, de forma que le sirviese para guardar sus contenidos en forma remota, entrando a la competencia con SkyDrive de Microsoft y iCloud de Apple. Nada de eso pasó y como premio de consuelo se anunció que con la compra de cada uno de estos equipos se regalarán 50GB de capacidad en el servicio Dropbox.
  • Diseño exterior. Esto queda sujeto a la apreciación personal, pero el consenso general es que Samsung no innovó lo suficiente en esta área. Mejor dicho, no innovó en los niveles que esperaba la gente, al presentar un equipo muy parecido de frente al Galaxy Nexus pero con un botón físico en la parte inferior. ¿Se olvidó la compañía que Android 4.0 tiene estas funciones en pantalla? Quizás hay gente que aún aprecia el botón físico y por eso dicha opinión se la dejamos a ustedes.