Llueven críticas a Apple por su estrategia para reducir el pago millonario de impuestos

Llueven críticas a Apple por su estrategia para reducir el pago millonario de impuestos

Un trabajo publicado en The New York Times este fin de semana critica las "estrategias" desarrolladas por los de Cupertino para evitar (legalmente) el pago millonario de impuestos. Apple responde a las críticas subrayando su rol en la creación de puestos de trabajo en Estados Unidos.

Apple ha vuelto a ser señalada como una empresa pionera, pero en esta oportunidad no en el ámbito tecnológico, sino fiscal: Un reportaje publicado este fin de semana en The New York Times (NYTimes) explica cómo la empresa de Cupertino ha desarrollado una serie de estrategias para reducir en millones de dólares su carga fiscal en Estados Unidos.

Señalan que Apple ha estado abriendo filiales en zonas con tasas fiscales bajas, como Irlanda, los países Bajos, Luxemburgo y las Islas Vírgenes Británicas, con el único fin de pagar menos impuestos… Todo de manera legal.

En NYTimes explican que el año pasado, Apple pagó 3.300 millones de dólares en impuestos en todo el mundo sobre beneficios de 34.200 millones de dólares, es decir, una tasa del 9.8%. Citan entonces un estudio realizado por Martin A. Sullivan, un ex economista del Departamento del Tesoro, que asegura que sin la “estrategia fiscal” desarrollada, los de Cupertino habrían tenido que pagar 2,4 mil millones más en impuestos.

En comparación, el periódico explica que en el mismo ejercicio fiscal, Walmart pagó 5.900 millones de dólares en impuestos en todo el mundo, aunque sus ganancias habían sido de 24.400 millones de dólares; por lo que su tasa impositiva fue del 24%, una “tasa normal” para las firmas tecnológicas.

¿La razón de tal diferencia? Explican que se debe a Apple ha desarrollado una estrategia para declarar que hasta el 70% de sus beneficios procede de países con tasas de impuestos más bajas que Estados Unidos, lo que si bien es legal, podría resultar “sospechoso” dado que la empresa mantiene en el extranjero gran parte de sus actividades de fabricación y montaje (que generan costes más que beneficios); mientras que la mayoría de los ejecutivos de Apple, los diseñadores de sus productos, vendedores, empleados, unidades de investigación y desarrollo, así como las tiendas (que son las que reportan mayores ingresos) están en Estados Unidos.

Apple responde

Ante las dudas, Apple ha salido al paso a las críticas del NYTimes, enviando al diario un comunicado, en el que subraya que es uno de los mayores contribuyentes en los Estados Unidos, así como su rol en la creación de puestos de trabajo:

“En la primera mitad del año fiscal 2012, nuestras operaciones en Estados Unidos han generado casi USD$ 5 mil millones en impuestos, por lo que estamos entre los mayores contribuyentes de EE.UU (…) En los últimos años, hemos creado un increíble número de puestos de trabajo en los Estados Unidos: La gran mayoría de nuestra fuerza de trabajo global se mantiene en los EE.UU., con más de 47.000 empleados a tiempo completo en 50 estados…”

En el mismo comunicado, los de Cupertino destacan que participan en diversas causas caritativas, aunque no buscan publicidad de dichas acciones, y sostienen que en todo momento han “realizado todos sus negocios con los más altos estándares éticos, cumpliendo con las leyes aplicables y las normas contables. Estamos muy orgullosos de todas las contribuciones de Apple“, afirman.

Ahora, si bien para algunos podría ser “criticable” la estrategia de Apple (y vale decir que de muchas otras empresas) de crear filiales en zonas con bajas tasas fiscales (y que no expliquen claramente por qué la mayor parte de sus ganancias proviene de países donde fabrican más y venden menos) sin ánimos de ser una experta en impuestos ni en leyes, veo lógico que como empresa, los de Apple se preocupen por obtener beneficios… ¿No crees?

Y es que a mi forma de ver, si tal como destacan en NYTimes no se trata de que estén evadiendo impuestos, sino que actúan “aprovechando estratégicamente” lo que les ofrecen las leyes, al final la historia se resume en que los asesores fiscales de Apple sí que se están ganando bien el sueldo, ¿no te parece?

Links:
– How Apple Sidesteps Billions in Taxes (NYTimes)
– Apple’s Response on Its Tax Practices (NYTimes)