Larry Page enfrenta difícil jornada en el juicio con Oracle

Larry Page enfrenta difícil jornada en el juicio con Oracle

Larry Page argumentó que "no recordaba" los detalles de la negociación con Sun sobre Java.

Una incómoda jornada enfrentó el CEO de Google, Larry Page, en la Corte mientras se le interrogó respecto a si la compañía infringió la propiedad intelectual de Java cuando se desarrolló Android. El testimonio de Page quedó dividido en dos jornadas, la primera parte la resumimos aquí.

Una de las evidencias principales de Oracle en el juicio es un correo electrónico del ingeniero de Google, Tim Lindholm, en el que advierte a su jefe, Andy Rubin, que pese a que intentó buscar alternativas a Java para desarrollar Android, “todas apestan. Concluimos que necesitamos negociar una licencia para Java bajo los términos que necesitamos”, dice el correo. Google intentó eliminar este e-mail de la evidencia, pero falló.

Larry Page argumentó que “no recordaba” haber recibido el correo, y que no le había pedido a Lindholm que buscara alternativas a Java, como se señala en el mensaje. Insistió en que Google intentó llegar a un acuerdo con Sun para licenciar Java entre 2005 y 2007, como otras empresas habían hecho, pero que problemas entre ambas firmas hicieron que no se lograra. “No recuerdo los detalles de cuándo estuvimos o no estuvimos negociando con Sun, me pareció que se extendió por un largo tiempo”, dijo.

Oracle compró Sun en enero de 2010, iniciando su demanda contra Google pocos meses más tarde.

“Realmente queríamos usar la tecnología de Sun. Nos habría ahorrado mucho tiempo y problemas usarla. No logramos llegar a un acuerdo, y nos fuimos por nuestro propio camino”, aseguró Page, quien según los reportes, se veía muy incómodo en el estrado. Google asegura que construyó Android usando partes de Java que no requieren ningún tipo de licencia, y niega haber hecho algo incorrecto.

Page también afirmó que Android era importante para Google en 2005, pero no “crítico”. El CEO explicó que la empresa decidió crear su propio software para smartphones hace siete años porque la tecnología de ese tiempo hacía difícil a los consumidores usar los servicios de Google en los móviles. “Estábamos muy frustrados por hacer llegar nuestra tecnología a la gente”, dijo.

Oracle espera conseguir un pago millonario de compensación por la infracción a su propiedad intelectual, y el pago de un royalty por el uso futuro de Android, que hasta el momento es ofrecido gratis a los fabricantes.

Los testimonios de los CEOs se terminaron por ahora, aunque existe la posibilidad de que vuelvan a ser llamados a declarar más adelante. Se espera que el juicio entre Oracle y Google demore unas ocho semanas.

Links:
– Larry Page has painful day on stand in Oracle Java case (The Register)
Android ‘important but not critical’ to Google, says Page in Oracle trial (The Guardian)
El caso de Oracle vs. Google