Windows Phone 8 "Apollo": Los cambios que marcarán a esta plataforma

Windows Phone 8 "Apollo": Los cambios que marcarán a esta plataforma

Apollo ha de llegar en Q4 2012, y esto es lo que integrará para convertir WP en algo todavía más atractivo.

Cosas buenas vienen para Windows Phone después de Tango. Supuestamente, durante Mobile World Congress veremos las novedades que harán de los equipos basados en el sistema operativo móvil de Microsoft algo más baratos, todo para comenzar a generar masa usuaria.

Pero también sabemos que junto con la llegada de Apollo — Windows Phone 8 para los amigos — comienzan a llegar los primeros superteléfonos de la mano de los más importantes fabricantes. Y bueno, superteléfono es una categoría algo etérea si pensamos que muchos se hacen llamar de esta forma sin siquiera merecerlo.

Lo bueno es que en Microsoft se han dedicado a perfilar estas características mínimas que debe tener un teléfono que se precie de funcionar con WP8, y la verdad es que parecen ser bastante interesantes, poniendo a tono la plataforma con los aparatos que la usarán.

Primero, Apollo añadirá el añorado soporte para procesadores de más de un núcleo, eliminando por fin el que quizás sea el argumento más pesado contra las actuales limitantes de hardware en estos teléfonos.

El sistema operativo soportará 4 resoluciones de pantalla distintas — no se definió explícitamente qué resoluciones tendrán — y también añadirá soporte para tarjetas microSD. Otra de las adiciones será la tecnología NFC, haciendo hincapié en la masificación de los pagos móviles inalámbricos como parte de la experiencia del sistema operativo. Algo que está tomando en serio Microsoft para perfilar a su sistema operativo entre los más seguros y aptos para estas transacciones que hace años amenazan con masificarse en Europa y América.

Pero NFC en WP8 no sólo será para pagos y transacciones varias, pues la integración de la tecnología a nivel de favorecer el intercambio de archivos y contenidos entre diversas plataformas. Si recuerdan bien, hace algún tiempo les contamos que los tablets que usen Windows 8 deben tener NFC… Si sumamos uno más uno, esto claramente se convertirá en una tendencia dentro de la próxima generación de equipos basados en Windows.

Otro de los temas que tendrá Windows Phone será una gran integración con Windows 8, tanto en tablets como en computadores. Mucho código será reutilizado al momento de portar apps de escritorio a móvil, incluyendo kernel, seguridad, soporte multimedia y otros temas críticos que buscan aunar la experiencia y hacerla consistente donde sea que la utilices.

Otro de los cambios será la desaparición del software Zune, el que dará paso a algún otro cliente que permita integrar la sincronización de equipos del ecosistema. Skydrive, la herramienta Xbox y otros serán sincronizados desde la nube, lo que permitirá que pasar de un equipo a otro sea sencillo e indoloro, sin requerir de mayor trámite y rescatando configuraciones, música e información relevante desde nuestro locker en los servidores que sustenten este servicio.

Con un estimado de 100.000 aplicaciones al momento de su lanzamiento, WP8 debería llegar a nivel mundial durante los últimos 3 meses del año. Si me preguntaran a mi por una fecha para que lo veamos, y tomando en cuenta la buena onda entre MS y Nokia, apostaría por ver llegar los primeros anuncios de equipos reales para Nokia World. Sin embargo, es probable que durante todo este tiempo sepamos más detalles relacionados a Windows Phone 8.

Pero volviendo a las apps, uno de los temas que más importancia tiene dentro de la estrategia de Microsoft para este nuevo sistema operativo es entregar oportunidades para portar software ya disponible para otras plataformas de forma rápida, lo que entregará un nuevo envión para que la cantidad y variedad de aplicaciones aumente exponencialmente.

Una de las características que más llama la atención de Windows 8, y que verá la luz también en Windows Phone es DataSmart, algo que permite reducir, monitorear y revisar todo el tiempo el uso de tu plan de internet móvil. El tráfico de datos siempre se hará privilegiando Wi-Fi, funcionando perfectamente en el caso de telcos que tengan su propia red de hotspots. Otra cosa que ayudará a mantener a raya tu cuota de navegación es la forma en que el navegador del teléfono cargará las páginas, permitiendo reducir hasta en un 30% el volumen de datos por cada sitio abierto.

La información de tráfico de datos estará visible dentro de las Live Tiles que conforman la pantalla de inicio del equipo.

Quienes hayan usado Windows Mobile en su momento recordarán que esos teléfonos estaban orientados a productividad y mundo corporativo. Bueno, Windows Phone 8 rescatará esa herencia e integrará un área de aplicaciones específicamente diseñadas para negocios, lo que permitirá que cada empresa pueda desarrollar software propietario a la medida de las necesidades de los departamentos de TI en cada corporación.

Windows Phone 8 también integrará soporte nativo para encriptación BitLocker de 128-bit.

Como puedes ver, Microsoft no está guardándose nada de cara a convertirse en una real alternativa dentro de un futuro cercano. Tendrán el hardware, un buen software, muchas aplicaciones y una mirada empresarial que en conjunto son una apuesta a mediano plazo que podría llegar a resultar muy rentable.

Claro, dependerán mucho de los niveles de adopción de Windows 8, pero se espera que el cambio sea tan grande que incluso para quienes utilizan actualmente Windows Phone sea una sorpresa mayúscula y un gran paso adelante.

¿Qué crees tú que debería integrar Windows Phone 8 para convertirse en tu próximo sistema operativo móvil?

Link: Exclusive: Windows Phone 8 Detailed (PocketNow)