Científicos desarrollan goma para que los edificios sean "invisibles" ante terremotos

Científicos desarrollan goma para que los edificios sean "invisibles" ante terremotos

La cobertura disipa las ondas expansivas de los sísmos alrededor de las estructuras, en vez de que pase a través de ellas.

Un equipo de investigadores de la Universidad de Manchester, en Inglaterra, desarrolló un estudio de un material que podría ser implementado para hacer que los edificios puedan ser “invisibles” para las ondas sísmicas y así tolerar de manera efectiva las sacudidas de los terremotos y otros desastres naturales.

Así como hay dispositivos que desvían la luz alrededor de objetos, haciendo parecer como que estos no estuvieran, el grupo de científicos asegura que podría usarse una goma presurizada para “esconder” las estructuras contra las ondas expansivas producidas por los sismos y enviar la energía alrededor de ellas en lugar de a través de ellas.

El estudio fue publicado en diario de Proceedings of the Royal Society A y el doctor William Parnell sostuvo que esta técnica podría proteger plantas nucleares, torres de alta tensión, edificios gubernamentales, de desastres naturales y también de ataques terroristas. “Se ha logrado un progreso importante, tanto teóricamente como en la práctica en el área de la cobertura”, aseguró el doctor Parnell.

“Demostramos teóricamente que pre tensionando un material disponible de manera natural (goma) produce un efecto de tapadera respecto de un tipo de onda elástica específica. Nuestro equipo ahora está trabajando duro en teorías más generales y para comprender cómo esta teoría puede ser realizada en la práctica”, apuntó, añadiendo que “si la teoría puede ser ampliada a objetos de mayor tamaño, entonces podría ser usada para crear coberturas para proteger edificios, estructuras o -quizás más realístico- para proteger partes importantes y específicas de estas estructuras”.

Esperemos que sigan progresando y poder ver demostraciones o su implementación definitiva.

Link: Invisibility cloak could protect buildings from earthquakes (The Telegraph)