NASA descubrió los exoplanetas más parecidos a la Tierra hasta el momento

NASA descubrió los exoplanetas más parecidos a la Tierra hasta el momento

Aunque son del tamaño correcto, los planetas no son habitables porque están demasiado cerca de su sol, llamado Kepler-20.

El telescopio espacial Kepler descubrió dos planetas de tamaño similar al nuestro, orbitando una estrella en la constelación de Cygnus. Se trata de los exoplanetas más pequeños que se hayan detectado hasta el momento fuera del sistema solar, de apenas 1,03 veces el tamaño de la Tierra.

Aunque son del tamaño correcto, los planetas no son habitables porque están demasiado cerca de su sol, llamado Kepler-20. Los astrónomos debieron revisar años de material recolectado para descubrirlos, utilizando refinadas técnicas computacionales para asegurarse de que realmente se trataba de planetas.

“Son los objetos más cercanos a la Tierra que hayamos visto en el Universo”, señaló Francois Fressin del Centro de Astrofísica de Harvard, y autor del documento sobre los nuevos planetas.

La estrella Kepler-20 está a unos 950 años luz de la Tierra – actualmente nos tomaría unos 36 millones de años llegar hasta allá – y los planetas tienen una composición similar a la del nuestro. Sin embargo, su cercanía a Kepler-20 los expone a una altísima radiación, lo que hace poco probable que tengan gases livianos como hidrógeno y helio en su atmósfera. Se cree así que son rocosos, probablemente con altas cantidades de acero o silicato.

Por otro lado, el sistema de Kepler 20 está ordenado de una forma muy distinta a nuestro sistema solar, donde los planetas pequeños y rocosos se ubican más cerca del sol, y los grandes y gaseosos están más lejos. Aquí, están ordenados de forma alternante: uno grande, uno pequeño, uno grande, uno pequeño y uno grande.

Los astrónomos no creen que los planetas se hayan formado en el lugar donde están ahora, y deben haber migrado hacia esa posición. Es posible que antes de eso Kepler-20f tuviese una atmósfera de vapor de agua, algo que lo hubiera hecho habitable.

Este anuncio llega poco después de que el equipo de Kepler anunciara el descubrimiento del primer exoplaneta habitable similar a la Tierra, Kepler-22b. Es más grande que nuestro planeta pero está en una zona con temperaturas que permiten la existencia de agua líquida. Sin embargo, Kepler-22b puede no ser rocoso. En cambio, los nuevos Kepler 20e y 20f tienen una composición más parecida a la que tiene nuestra Tierra.

“Pienso en Kepler-22b en un lado y Kepler-20e y 20f en el otro, como dos piezas de un puzzle. Necesitamos combinar los descubrimientos de encontrar un planeta del tamaño de la Tierra en una zona habitable”, dice Fressin.

El telescopio Kepler lleva dos años de operación, programado para buscar puntos brillantes alrededor de 144.000 estrellas en las constelaciones de Cygnus y Lyra, con la tarea de encontrar sistemas solares parecidos al nuestro que tuvieran planetas similares a la Tierra. Aunque se han descubierto una multitud de planetas nunca vistos, encontrar uno parecido al nuestro ha sido difícil.

Los nuevos exoplanetas forman parte de un sistema solar que ya había sido descubierto antes, pero no habían sido vistos debido a que los demás miembros del sistema son mucho más grandes y escondían a Kepler-20e y 20f. El descubrimiento será publicado en la revista Nature.

Link: NASA discovers first earth-size planets beyond our solar system (NASA)