España: La banda ancha universal de 1 Mbps entra en vigor el 1 de enero

España: La banda ancha universal de 1 Mbps entra en vigor el 1 de enero

De esta forma España se convierte, junto a Finlandia y Malta, en uno de los únicos países que han dispuesto por Ley cuánto debe ser la velocidad de conexión mínima a Internet.

¡Año nuevo, conexión nueva! Así dirán los españoles que se beneficien, a partir de este 1 de enero de 2012, de la entrada en vigor de la Ley que prevé que la velocidad mínima de la banda ancha será de 1 Mbps.

Y es que independientemente de su lugar de residencia, todos los españoles ciudadanos tendrán derecho a contratar el servicio de banda ancha con dicha velocidad mínima de bajada, pues así se establece en el servicio universal de telecomunicaciones, que el Gobierno decretara hace unos meses y por aquí os contáramos entonces.

Este servicio lo prestará en exclusiva Movistar (Telefónica), ya que fue la única operadora que se presentó al concurso correspondiente. Ahora bien, creo que conviene aclarar un detalle que puede dar lugar a confusiones: Que sea “banda ancha universal” y se entienda como un derecho, no quiere decir que sea gratis. El servicio tiene un precio máximo para la contratación de este servicio será de 29,99 euros mensuales.

Vale destacar también que no es necesario ser cliente de Movistar para contratar el servicio de Internet: En dicho caso se tendrá que pagar una cuota de alta de 66 euros, para contratar solo el servicio de banda ancha con la operadora.

Ahora, si por el contrario el cliente quiere contratar también el servicio de telefonía, la cuota del Internet le quedará en 19,9 euros al mes, más 13,97 euros de la cuota de la línea telefónica y la cuota de alta pasará a ser de 38,1 euros iniciales.

Y hay una tercera opción: Clientes que ya no tienen servicio de telefonía fija, y quieren contratarlo también, junto a la banda ancha, con Telefónica: Deberán abonar una cuota de alta inicial de 83,5 euros adicionales por ambos servicios.

El dato: Este servicio cuenta con un límite de capacidad de 5 gigas de descarga, a partir del cual se baja la velocidad hasta los 128 Kbps… Lo cierto es que con esta medida, España se convierte, junto a Finlandia y Malta, en uno de los únicos países que han dispuesto por Ley cuánto debe ser la velocidad de conexión mínima a Internet.

Como vemos, la opción es válida para personas que vivan en zonas rurales, que no tengan otra forma de conexión a la Red, pues los precios de este servicio “universal” resultan poco llamativos frente a las ofertas del mercado, donde actualmente otras operadoras ofrecen planes de conexión a Internet con tarifas cada día más baratas como os comentamos hace poco… Sin embargo, para el que no tenga más alternativa, al menos es una forma de conectarse, ¿no os parece?

Link: La banda ancha universal de 1 mega entra en vigor este domingo (El País)