Bélgica también planea renunciar a la energía nuclear

Bélgica también planea renunciar a la energía nuclear

Los partidos políticos llegaron a un acuerdo para cerrar todas las plantas en 2025, aunque con la condición de que para entonces se hayan encontrado fuentes de energía de reemplazo que sean eficientes.

Bélgica llegó a un acuerdo para cerrar las dos centrales nucleares que quedan en el país, propiedad de una subsidiaria de GDF Suez, según anunció hoy una vocera de gobierno. El plan implica terminar las operaciones de los tres reactores más viejos en 2015, para terminar con los cuatro más modernos en 2025, aunque esto último es a condición de que se encuentren suficientes recursos energéticos alternativos para prevenir escasez.

“Si resulta que no tendremos escasez y que los precios no se dispararán, pretendemos seguir la ley para abandonar la energía nuclear de 2003”, agregó el gobierno.

En 2009, la energía atómica, producida por un total de 7 reactores en 2 plantas, representó un 55% de la generación energética del país, según datos de la Agencia Internacional de Energía. Aunque Bélgica lleva años planeando abandonar la energía nuclear, la duda es si las energías alternativas podrán reemplazar de forma efectiva el suministro.

La hostilidad hacia la energía nuclear ha crecido desde el accidente de Fukushima en Japón, luego que una central se saliera de control tras el terremoto y Tsunami en la isla. Tras el incidente, Alemania anunció que abandonará la energía nuclear para 2022.

Link: Belgium agrees on conditional nuclear exit plans (Reuters)