En Wayerless: Los Imperdibles de la Semana

En Wayerless: Los Imperdibles de la Semana

Revisa con nosotros lo mejor que pasó en los últimos siete días.

Nokia Lumia 800: El primer Windows Phone 7 ya es oficial: Con un diseño muy similar al Nokia N9, hace acto oficial de aparición en sociedad el nuevo Lumia 800, el primer móvil de la finlandesa gobernado por el sistema operativo Windows Phone 7. Con un procesador Qualcomm corriendo a 1.4GHz, el Lumia 800 trae un fuerte reto entre manos (si es que los móviles tienen manos…) pues nada más y nada menos que es el arma de guerra de Nokia para recuperar su posición en el mercado… ¡Menudo desafío tiene Lumia por delante! Equipado con una pantalla AMOLED ClearBlack de 3.7 pulgadas, el Lumia 800 incluye una cámara de 8 megapíxeles que es capaz de grabar vídeo en alta definición y cuenta con una lente Carl Zeiss Tessar de apertura f2.2 diseñada especialmente para ambientes de baja luminosidad. Con 16 GB de memoria interna, el Nokia Lumia 800 cuenta con 25 GB de almacenamiento gratuito SkyDrive para imágenes y música.

Sony se adueña de la totalidad de Sony Ericsson: Sony Ericsson estaba formada por un 50% de la japonesa Sony y un 50% de la sueca Ericsson, por lo que si la última decide vender su parte… ¡El total es de Sony! Eso precisamente ha ocurrido esta mañana: Ericsson, el fabricante sueco de equipos de telecomunicaciones anunció en un comunicado que ha vendido su mitad a la operadora de telefonía Sony Ericsson a la multinacional japonesa Sony, que pasa a ser su única propietaria. Por la venta, Ericsson recibirá 1.400 millones de dólares (unos 1.005 millones de euros) ¡al contado! Y es que no solo se compran el control total de la empresa, sino que Sony se hace propietaria de “cinco familias de patentes esenciales”, según han mencionado en el comunicado, pero sin aportar mayores detalles.. ¡Paciencia, que en lo que sepamos algo os lo contamos!

Nokia 710: Una versión más barata del Windows Phone 7: Pensando en los amantes de Nokia que no andan muy bien del bolsillo, la finlandesa aprovechó su Nokia World 2011 para presentar una opción con Windows Phone 7 más barata: El Lumia 710. Se parece a su hermano mayor, el Nokia Lumia 800, ya que con él comparte no solo sistema operativo, sino también procesador de 1,4 GHz, aceleración de hardware y procesador de gráficos. Con una pantalla ClearBlack de 3,7 pulgadas, el Nokia Lumia 710 llegará al mercado en blanco y negro, pero contará además con una gama de tapas traseras intercambiables para facilitar su personalización en colores negro, blanco, cyan, fucsia y amarillo. Incluye también, como el Lumia 800, el “Nokia Drive”, que incluye las funcionalidades de un dispositivo de navegación personal (PND) con navegación GPS gratuita e interfaz de usuario optimizada para el vehículo; así como “Nokia Música” con MixRadio, una aplicación gratuita y global para escuchar música por streaming en el móvil con cientos de emisoras de música relevantes a nivel local. El precio estimado en las tiendas será de unos 270 euros (sin impuestos) y saldrá a la venta en Rusia, Hong Kong, India y Singapur a finales de 2011, haciendo acto de entrada en el resto de los mercados a comienzos del próximo año… ¡Paciencia!

Todos los smartphones Sony Ericsson de este año recibirán Android 4.0: Sony Ericsson confía mucho en sus smartphones y está seguro de que los equipos con procesadores de un núcleo de 1GHz aguantarán sin problemas la nueva versión del sistema operativo Android. Por lo que se ha anunciado que todos los smartphones de Sony Ericsson que salieron este 2011 recibirán la actualización a Ice Cream Sandwich. Asi que si algún lector es dueño de un Xperia Play, Neo, Neo V, Mini, Mini Pro, Ray, Pro, Active, Arc y Arc S o algún otro que haya salido en el 2011, en unos meses tendrán un móvil que parecerá nuevo, al menos, en interfaz. Aunque antes varios móviles tendrán que ser actualizados a Gingerbread 2.3.4.

Nokia Lumia 800 A Primera Vista: El mejor Windows Phone a la fecha, pero por lejos: El fenómeno de la constante superación de estándares es muy común en Android, donde la cantidad de fabricantes es enorme y cada cierto tiempo vemos teléfonos que exceden largamente en prestaciones a su generación anterior. Bueno, algo de eso pasó este miércoles en Nokia World, pero con Windows Phone como protagonista. La finlandesa se dio el lujo de mejorar la oferta que el resto de los fabricantes ha puesto en los catálogos de los operadores alrededor del mundo, respondiendo a las expectativas del mercado e impulsando un necesario remezón que a futuro decantará en una mejora en la oferta total para los usuarios de WP7. Tan nuevos y demandados son, que ni siquiera pudimos conseguir unidades que no tuvieran los sellos de seguridad pegados al cuerpo del equipo. Una lástima.