Un mar de olas metálicas

Un mar de olas metálicas

Una pareja de artistas ha cosido a mano 65.000 cedés para crear una instalación

(cc) wastelandscape

Gran invento el CD. Sirve como posavasos, para espantar pájaros con su reflejo o como sustituto de los shurikens si no tienes algunos a mano en tus acciones ninja. Bueno, tambien sirven para escuchar música, guardar datos… Y para crear un bonito mar plateado.

Esa es al menos la intención del duo francés formado por la artista Elise Morin y el arquitecto Clémence Eliard, que han cosido a mano nada más ni nada menos que 65.000 viejos Cds para montarlos sobre diversas superficies hinchables. Eso es reciclar, añado.

La instalación, Wastelandscape, ha tomado París como estación de salida en un viaje que continurá por otras ciudades adaptándose a otros espacios y que concluirá con la conversión total de los cedés en policarbonato. Es el ciclo de la vida, amigos.

Link: 65,000 CDs hand-sewn together to create metallic ‘sea dunes’ (dvice)