El controlador de memoria de Llano a fondo

El controlador de memoria de Llano a fondo

por

test del IMC de Llano en canal único y doble con 256MB, 512MB y 1024MB UMA

Desde que los APU AMD Llano hicieron su aparición hace algunos meses, han conseguido relativo éxito, a pesar de su inicial poca disponibilidad; pues su balance de prestaciones gráficas, 3D, multimedia, GPGPU, y CPU han demostrado ser suficientes para muchos usuarios. Desde Expreview nos llega un interesante artículo donde realizan muchas pruebas al controlador de memoria integrado de Llano.

Llano es un chip que integra un CPU con 4 núcleos Husky (también existen versiones con 3 núcleos) y un IGP Radeon HD 6000 Series integrados en la misma pastilla; el chip además integra northbridge y un controlador de memoria (IMC) el cual es compartido por el CPU e IGP. Este nuevo IMC posee algunas mejoras arquitectónicas en comparación con los IMC presentes en los actuales Athlon II y Phenom II. Para las pruebas se usó un APU AMD A8-3800 (cuádruple núcleo a 2.4GHz).

Pruebas IGP: 256MB, 512MB y 1024MB

Para esta prueba se configuró la memoria compartida del IGP en 256MB, 512MB y 1024MB y se ejecutaron diversos juegos. Según las pruebas el usar 512MB dedicados al IGP significó una diferencia en promedio 2.35% superior que usar el IGP con 256MB dedicados, aunque bajo el juego HAWX a 1680×1050 a 4x AA la diferencia fue de un considerable 11.76% superior. El pasar de 512MB a 1024MB para la memoria dedicada al IGP significó un incremento promedio del 1.41%; aunque nuevamente hay algunos títulos con mayor demanda que otros, y en este caso el juego Metro 2033 (a 1680×1050 4x AA) mostró un 12.5% de mejora, explotando en mayor medida la memoria gráfica adicional.

Pruebas IGP: canal único vs doble canal

En estas pruebas se configuró la memoria dedicada al IGP en 512MB; el uso de doble canal significó un importante diferencia mostrando un incremento promedio de performance del 52.53%, además bajo doble canal el usar 4GB produjo un incremento del rendimiento promedio del 13.18% frente a configurar la memoria dedicada al IGP en 2GB. El usar 2 módulos de memoria de 2GB cada uno en doble canal hace relucir el desempeño del APU.

Pruebas IGP: DDR3 1333 vs 1600 vs 1866

En esta prueba se usaron 2 módulos de 2Gb cada uno en modo doble canal. El uso de memorias DDR3-1600 significó un rendimiento promedio 14.11% superior frente al usar memorias DDR3-1333; mientras que usar DDR3-1866 significó un incremento del 2.59% frente a DDR3-1600.

Impacto de la memoria compartida en las aplicaciones

En esta prueba se usó el equipo con 512MB y 1024MB de memoria dedicada al IGP en configuraciones con 2GB y 4GB. El uso de la memoria compartida significó algunas veces importantes pérdidas en el rendimiento de programas muy demandantes en el uso de la memoria como el programa de retoque fotográfico Abobe Photoshop, sobre todo en las pruebas con 2GB de memoria. Otras aplicaciones no tan demandantes de memoria como 7-Zip casi no mostraron diferencias apreciables en el desempeño. Aunque cabe mencionar que en estas pruebas lo que más se nota es el pobre desempeño de Windows 7 x64 con menos de 3GB de memoria instalada, desempeño que cae aún más brutalmente con menos de 2GB.

Conclusiones

Bastante completo y revelador el análisis de Expreview, aunque se extrañaron pruebas de latencias de memoria, las que nos habrían brindado un panorama completo sobre el rendimiento del IMC de Llano. Definitivamente el uso de 4GB (2x2GB en doble canal) de memoria DDR3-1600 con 512MB dedicados al IGP provee la mejor relación de desempeño tanto gráfico como en aplicaciones.

Les recomendamos leer el review completo de Expreview.

Fuente: The Story Between APU And Memory (Expreview)