Buxus administra tus finanzas en un solo lugar [FW Startups]

Buxus administra tus finanzas en un solo lugar [FW Startups]

Un agregador gratuito para tus finanzas personales

En nuestra famosa colección FW Startups, publicada casi todas las semanas y a todo color, hemos ido conociendo diversos emprendimientos que están en distintas etapas de madurez. Algunos tienen años operando mientras otros debutaron hace pocos meses. En este caso, queridos lectores, me tocará contarles sobre Buxus, un proyecto que todavía está en beta privado.

Buxus se presenta como un servicio en donde el usuario puede ingresar todos sus activos financieros y crediticios, con el fin de poder hacer mejor gestión sobre los gastos y consolidar información a la cual, por separado, es difícil hacerle seguimiento.

El tema de ordenar nuestros gastos existe desde que se inventó el trabajo (y eso fue hace mucho según Génesis 3:19) y hay mil maneras de hacerlo, pero actualmente (casi) todas las instituciones tienen interfaces web que permiten hacer seguimiento a (casi) todos nuestros movimientos. Sólo falta un servicio que consolide la información.

Para muchos de nuestros lectores la utilidad de Buxus puede parecer difusa. ¿Consolidar la información financiera y crediticia? A los 20 años mis finanzas se remitían a lo que tenía en el bolsillo en ese momento, y mi única información crediticia era una tarjeta de una conocida casa comercial, por lo que la boleta mensual era todo lo que necesitaba saber.  Con el paso de los años tuve una cuenta bancaria, luego a esa cuenta se le adosaron tarjetas de crédito, y así sucesivamente. En un caso extremo, uno podría llegar a tener tarjeta en todas las casas comerciales, y cuenta corriente en todos los bancos. Tengo un amigo que, cuando quedó sin trabajo, hizo eso. Decía que el interés de la línea de crédito es menor que el de un préstamo, por lo que quiso tener 7 líneas de crédito. En fin, con Buxus el podría manejar lo que, de otra manera, sería una mezcla insufrible de información.

El flujo es simple. Presionas en “Productos” y luego en “Añadir Producto”. Te da a elegir entre las instituciones habilitadas. Por ahora hay sólo tres bancos y una casa comercial. Luego hay que ingresar tus datos de ingreso (aquí está la prueba de fuego, si te atreves a ingresar tu contraseña…). El acceso exitoso viene seguido por una selección de uno o más de los productos que tienes en cada institución. Puedes elegir sólo la cuenta corriente, sólo la tarjeta de crédito, etc. Finalmente, Buxus empieza a importar tus datos, lo que puede tomar algunos minutos.

Una de las ventajas de administrar la información de esta manera es que permite superponer movimientos de distintas fuentes que, a la larga, deben cuadrar, pero en el intertanto pasan al olvido. Me refiero puntualmente a eso que a muchos nos pasa. Compramos un regalo al empezar el mes, y cuando se acerca fin de mes y pensamos que hemos logrado administrar bien la plata, nos llega una cuenta que nos refresca la memoria. ¡Tengo que pagar el regalo! Con Buxus la compra de ese regalo se refleja inmediatamente como un egreso, de modo que no se te puede olvidar. En tu cartola unificada aparece como algo que ya gastaste. Aunque esto no es correcto financieramente hablando, estamos hablando de ciclos cortos y de un valor referencial. Si compras en cuotas o con pago diferido, efectivamente lo que terminas pagando es mayor que el valor del regalo, pero sigue siendo mejor tenerlo ahí contabilizado que olvidado por completo hasta que te llega la cuenta, ouch!

En este sentido Buxus tiene como limitante la utilidad de la información tal como la despliega cada institución. Yo ingresé mi tarjeta de aquella conocida casa comercial que tengo desde los 20 años, y descubrí que no hay cómo obtener un histórico de transacciones sino únicamente el resumen del último ciclo. Segundo, que la glosa de cada movimiento es absolutamente críptica.  Al menos me consuela saber que desde que añadí esa institución a Buxus guardará un histórico que suple el de aquella tienda. Aunque en este caso no tengo un ejemplo concreto que mostrar, me imagino que Buxus tampoco tiene cómo explicar esos cobros misteriosos de reajustes, interés compuesto y otros cobros que nunca nadie nos dijo que llegarían.

Con los datos consolidados se puede hacer un poco de inteligencia de negocios y ver qué proporción del presupuesto se nos va en servicios básicos, abarrotes, educación, salud y también cuánto gastamos en pasarlo bien. A lo mejor esa presentación de los resultados es lo que nos hace falta para notar que se nos va casi todo el sueldo en bares. Para hacer mejor gestión sobre este tema hay varios movimientos que debes clasificar por tu cuenta, básicamente porque hay infinitas glosas describiendo la compra en un local comercial y Buxus no tiene cómo saber de qué estamos hablando.

También hay un gráfico de barras que compara gastos vs ingresos. La idea es que ingrese más de lo que se gasta, porque en caso contrario vamos por mal camino. Acá me percaté de un detalle que es perfectible aunque no necesariamente sencillo. Sucede que el traspaso de platas entre las cuentas ingresadas en Buxus no alteran el total, es sólo un trasvasije. Si transfiero 1000 de la cuenta A a la cuenta B, y de ésta paso 500 a la cuenta C y 500 a la cuenta D, Buxus suma todos los movimientos a favor y en contra. Si alguien se lo propone, se podría traspasar una misma suma una y otra vez, día tras día, y llegar a fin de mes con que tuvimos miles de millones en ingresos y miles de millones en gastos. ¿Quién querría hacer eso? Quién sabe. Gente con tiempo libre, supongo.

Otra utilidad que le encontré al sistema es que permite seguir el comportamiento de todo tu núcleo familiar. Si le transfiero una suma a mi esposa para pagar el dividendo (que está a su nombre), pareciera que esa cantidad sencillamente desaparece de mis activos. Por el contrario, si tengo ambas cuentas en Buxus, puedo ver cómo la misma cantidad sale de mi cuenta pero se añade a la de ella, manteniendo el equilibrio del total. Aunque ese movimiento suma cero, abulta el gráfico de ingresos vs gastos en la cantidad transferida.

Como dijimos al principio, el sistema sigue en verde, está funcionando en un beta cerrado en donde se puede pedir una invitación en la misma portada, y todavía faltan varios bancos y muchas casas comerciales, amén de todas las otras instituciones que podrían calzar en el perfil del servicio como cajas de compensación, administradoras de APV, Fondos Mutuos, Corredoras de Bolsa, etc. Si nos ponemos a elucubrar, Buxus es extensible en muchas direcciones.

La entrevista de Rigor

Como siempre en nuestros FW Startups tuvimos una ronda de preguntas con los protagonistas del proyecto. Nuestro interlocutor fue Andrés Arellano, uno de los ingenieros que están desarrollando en Chile. El equipo consta de cinco personas y en la foto que sigue son: Adrien Bustany (Ingeniero, cofundador), Andrés Arellano (Ingeniero, cofundador), Daniel Hanselmann (Diseñador), José Pablo Arellano (Comercial, cofundador) y Ricardo Arcos (Developer Senior).

FayerWayer: Qué es Buxus, por qué piensas que el mundo lo necesita y por qué es mejor que otras soluciones?

Andrés Arellano:  Empezamos suave parece. Buxus es un software de gestión de finanzas personales online que satisface la necesidad de ordenar tu plata, algo que ha existido siempre y que cada uno hace de alguna manera. Algunos tienen un simple excel, otros usan sistemas más elaborados. Pero la gracia de Buxus es que no tienes que perder tiempo transcribiendo la información. Si tu banco o institución financiera tiene cartolas online, entonces Buxus puede importarlas sin esfuerzo de tu parte.

– Considerando que es gratis ¿Cómo piensan rentabilizarlo?

Tenemos distintos caminos para rentabilizar Buxus. El que aparece como más interesante es justamente el de publicidad basada en la información transaccional de las personas (analogía: Gmail y su publicidad a los costados). Está el negocio del white labeling, sin cobrarle a las empresas que lo utilizan, y manteniendo los ingresos a través de la publicidad (analogía: Google Apps Free). El white labeling también puede ser cobrándole a las empresas que lo utilizan, y eliminando la publicidad dirigida. (analogía: Google Apps Premium). Por último, podríamos ofrecer un modelo freemium, donde podrías usar Buxus gratis por un tiempo limitado, o bien por tiempo indefinido pero con funcionalidades limitadas, y sobre eso pagar un pequeño costo por servicio. El modelo final seguramente será una mezcla de todo lo anterior.

Para entender el modelo de negocios hay que pensar en Buxus como dos servicios. Uno es el robot que toma la información de cada banco, casa comercial, AFP, etc y la trae a nuestra plataforma dos veces al día. El otro es el gestor de despliegue de transacciones, gráficos y reportes. El segundo lo podemos vender a cualquier empresa que quiera ocuparlo, pero esa no es nuestra prioridad. El robot en cambio es el núcleo de nuestra propiedad intelectual y el principal activo estratégico.

– Considerando que están en beta, y queda bastante trabajo, ¿Cómo están financiando el desarrollo mientras tanto?

Cierto, tenemos cero ingresos operacionales, pero por un lado nos ganamos un subsidio de Innova Chile, conseguimos algunos fondos a través de deuda quasi-equity y, lo más importante, pusimos todos nuestros ahorros en este proyecto porque tenemos mucha confianza en su resultado.  Esperamos que Buxus se sostenga por sí solo en el corto plazo de manera de echar a andar la empresa sin aportes de capital ni contrayendo más deuda.

– ¿Cómo es el roadmap de incorporación de servicios e instituciones? ¿Se vienen fondos mutuos, AFP, APV? Supongo que para incorporar cada una de esas contrapartes hay que hacer la integración de cero.

Lo más probable es que primero terminemos de incorporar a los principales bancos y casas comerciales y sus principales productos (cuentas corrientes, vistas, tarjetas y líneas de crédito). Y luego sin duda nos moveremos hacia otros productos financieros, como cuentas de ahorro, productos de inversión varios, AFP, etc. Es verdad que cada incorporación conlleva una cantidad importante de trabajo porque no sólo hay que adaptar el algoritmo para leer los datos sino que hay que entender las reglas con que la institución consolida la información y asegura que no se repitan en dos cartolas distintas. Sin embargo una vez incorporada la institución hemos visto que los layouts se mantienen en el tiempo, por lo que sólo tenemos que hacer el esfuerzo al principio.

–  ¿Y cómo ven la expansión regional? La manera como se manejan esas cosas cambia mucho. Por ejemplo acá en Chile las tarjetas de crédito tienen a Transbank como intermediario, en otros países la tarjeta depende del banco y en otros depende directamente de VISA o de Mastercard.

Efectivamente, una de las mayores tareas para abrirse a nuevos países es conectarse a las instituciones locales, lo cual, como te decía recién, es un trabajo que ya está en alguna medida avanzado. El detalle de las transacciones es un tema claramente muy relevante, y en ese sentido somos dependientes de la información electrónica que las instituciones proveen a sus usuarios, lo cual naturalmente está avanzando en todos lados. Por otro lado, nos obliga a ser más creativos en cómo darle más información propia a Buxus. Para esto por ejemplo hemos desarrollado modelos de crowdsourcing y aprendizaje colectivo para la clasificación de las transacciones basado en la información que tenemos de cada transacción más los inputs que realizan los usuarios.

Estamos empezando en Chile, pero apuntamos a crecer a toda la región. Hemos construido Buxus desde el primer momento pensando en que es un software global y escalable. Queremos apuntar a mercados no atendidos, porque en Estados Unidos ya existen soluciones similares como Mint.com y Bundle.com.

¿Cómo manejan la desconfianza de la gente, y el pudor a compartir su información?

Para poder capturar la información el robot debe tener las credenciales de la persona. Tenemos muy claro que esto requiere que la persona ingrese esa información, y que sólo lo lograremos si tenemos un sitio extremadamente seguro y un equipo que inspire confianza en el cliente. En segundo lugar, no tenemos un acceso transparente a la información de cada usuario por lo que nadie debe temer que vamos a fisgonear sus platas. Finalmente,  las transacciones en línea requieren una clave propia y cambiante que nosotros no necesitamos y nunca pediremos. Buxus no hace transacciones así que nos mantenemos por fuera del nivel de seguridad donde la gente puede temer una transacción no solicitada. Todo eso sale clarito en los Términos de Uso. ¿No los leíste?

FayerWayer: … eeeh

Esperamos  que les haya gustado este capítulo de FW Startups. Yo personalmente estoy muy contento con la acogida que ha tenido y no me refiero sólo a los lectores sino a los emprendedores, que de un tiempo a esta parte están postulando sus startups para aparecer en el [FW Startups] de la semana. A todos ellos y los que están por venir les recomendamos que tengan paciencia y que por favor no hagan fila en la puerta porque después la gente dice que FayerWayer quiere ser como el Apple Store.